CONTRA EL PINGALISMO CASTRISTA/ "Se que no existe el consuelo que no existe la anhelada tierrra de mis suenos ni la desgarrada vision de nuestros heroes. Pero te seguimos buscando, patria,..." - Reinaldo Arenas

Mostrando entradas con la etiqueta Empresas extranjeras en Cuba. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Empresas extranjeras en Cuba. Mostrar todas las entradas

domingo, octubre 05, 2014

The Economist: On Cuba's Foreign Investment Climate


Event
Three Canadian businessmen working for the Tokmakjian Group (a Canada-based automotive and transport group) were sentenced to prison on September 28th on charges of bribery, fraud, tax evasion and falsifying bank documents. In addition to prison time for the businessmen, which includes the company's CEO, Cy Tokmakjian, the company had US$100m of its assets in Cuba seized by the government.

Analysis
The Tokmakjian Group sold transport, mining, and construction equipment in Cuba, and was the sole distributor of a South Korean automaker, Hyundai, in the country. Tokmakjian Group earned an estimated US$80m a year for the almost 20 years that it operated in the country. Mr Tokmakjian, as well as two Canadian aides and 14 Cubans, were arrested in September 2011 on corruption charges as part of an anti-corruption campaign carried out by the government. Although the prison sentences for the accused Cubans have not been made public, Mr Tokmakjian was sentenced to 15 years, and his two Canadian associates, Claudio Vetere and Marco Puche, received sentences of 12 and eight years respectively.
The case was criticised by the defence's lawyers and foreign governments, particularly that of Canada, for its speedy proceedings and lack of transparency. The case took place behind closed doors, and the government has made little public about the proceedings. Cuba has arrested or expelled several foreign executives from Canada, Europe, and South America on charges of corruption or bribery. Around a dozen foreign executives have been sentenced to prison, along with employees of state companies found to be on the receiving end. The targets of such corruption investigations often have their assets seized by the government.
The latest sentencing comes against the backdrop of a new foreign investment framework passed in March that aims to attract around US$2bn-US$2.5bn in foreign direct investment to the country each year, largely through tax incentives for working with the state. However, many foreign executives cite transparency and lack of rule of law as the main concerns for investing in the country. The sentencing will do little to ease these concerns.

Impact on the forecast
The event underlines our forecast scenario that concentration of power in the one-party system, which leads to unpredictable and sudden policy changes or decisions and to a de facto limited autonomy of the judiciary, will remain one of the major drawbacks in Cuba's business environment.

Share/Bookmark

viernes, octubre 03, 2014

Risky Business in Cuba

Column by Peter Foster in Canada's Financial Post:

Risky business in Cuba

After forty years of ‘constructive engagement’ with Cuba, government-backed Canadian investment has effectively propped up the regime

The Canadian government has for three years asked the Cuban authorities either to lay charges against Canadian businessman Cy Tokmakjian or release him. Unfortunately they got their wish last week, when the 74-year old was tried and sentenced behind closed doors to fifteen years in jail.

The conviction appears outrageous, as does the sentencing for shorter periods of two of his executives, Claudio Vetere and Marco Puche. But the affair raises many questions. Did Mr. Tokmakjian not realize he was operating in a corrupt system that could turn on him at any time? Did he see himself as an agent of change? Was he naïve? To what degree were his Cuban operations financed by the Canadian government? Is such financing defensible?

Businessmen should be allowed to risk their capital wherever they want. Investment in Cuba, as in China and Russia, is also often presented as a subtle way of undermining repressive regimes, but it is clear now, after forty years of “constructive engagement” that government-backed Canadian investment has effectively propped up the regime.

The days have long gone when the Cuban regime can blame the U.S. embargo for the endlessly dismal state of its economy, but the loosening of the U.S. embargo has resulted in as little reform as has investment from other countries.

Tokmakjian Group is a classic story of Canadian immigrant success. Starting with servicing diesel engines, Mr. Tokmakjian, an Armenian immigrant, moved into transit and shuttle bus services both in Canada and abroad. In Cuba, where he set up shop more than 20 years ago, his company distributed Hyundai vehicles and equipment, along with other types of mining equipment.

Mr. Tokmakjian was swept up in a move against “corruption” when Raul Castro took over from his ailing brother Fidel in 2011.

Earlier this year, another Canadian businessman, Sarkis Yacoubian, who was arrested before Mr. Tokmakjian, was expelled from Cuba one year into a nine year sentence. The circumstances are unclear but Mr. Yacoubian reportedly “cooperated” with the Cuban authorities, and may not only have played a part in fingering Mr. Tokmakjian, but in unleashing the whole anti-corruption campaign.

We assume that there is lots of quiet diplomacy taking place on Mr. Tokmakjian’s behalf. According to government spokesman John Babcock, “We continue to follow this case closely and remain actively engaged at senior levels. Consular officials continue to provide assistance to Mr. Tokmakjian and his family.” Somewhat bland, but grandstanding can be dangerous when one of your nationals is in jail under a barbaric regime. That makes it all the more puzzling why Canada remains one of that barbaric regime’s major aid donors and trading partners.

Some still naively – or self-interestedly – claim that Canadians have an “advantage” in Cuba because they are not American. That apparently includes Marc Whittingham, the head of the Canadian Commercial Corp., a shadowy Crown Corporation that specializes in state-to-state deals in areas such as armaments, and which may have provided finance to Tokmakjian Group. He reportedly told a Cuban audience that Canada had also been invaded by the U.S., in 1812, and had responded by burning down the White House. In other words, “We’re all anti-American here.”

The section on Cuba on the website of the Department of Foreign Affairs, Trade and Development is a masterpiece of pussyfooting. It notes that “The Government of Cuba has acknowledged that its centralized political structure poses a barrier to economic productivity.” I guess “centralized political structure” is more diplomatic than “corrupt dictatorship.”

According to the document, “Cuba needs assistance in developing modern business practices and increasing accountability and transparency of public institutions.” In fact, Havana has zero interest in increasing accountability and transparency, and modern business practices require the rule of law. The Tokmakjian Group’s mission statement stresses “respect, honesty and integrity,” three virtues that could not be more antithetical to a regime whose only priority is to maintain power.

It is almost sickening to read the Canadian government congratulate the island Gulag for meeting targets on “universal primary education; promoting gender equality and empowering women; and reducing child mortality.” Even worse is the declaration that “The country is on track to meet the targets for eradicating extreme poverty and hunger” when it is the Castro regime that has created extreme poverty and hunger in the first place.

The most obvious explanation for arresting Mr. Tokmakjian was simply to seize his business. Communist regimes have never needed lessons in theft, but in this case Vladimir Putin’s expropriation of Yukos might have been a model, since “Putinismo” is seen in Cuba as a possible transition from the disaster of Communism to crony statism. Clearly the fact that an international arbitration court ordered Russia to pay former Yukos shareholders $50 billion didn’t deter Cuba. Nevertheless, Tokmakjian Group has launched a $200 million lawsuit against the Cuban regime.

Mr. Putin may have thoughts about reestablishing the links with Cuba that were severed when the Soviet empire collapsed. Venezuela’s Hugo Chavez, for whom Fidel was a role model, eventually took up the slack of subsidizing the Cuban economy with cheap oil, but Venezuela too is now a basket case, so the return of Russia may be timely if the Castros are to continue their geriatric chokehold.

None of this is good news for foreign investors, for whom Mr. Tokmakjian’s experience is a warning. Let’s hope quiet diplomacy works soon in his case, but let’s also stop taxpayer backing for Cuban trade and investment. And let’s hope all those Canadian tourists who flock to Cuba every year give a passing thought to what their dollars are supporting.

Share/Bookmark

Canadian Taxpayers Flip the Bill for Business (Confiscations) With Cuba's Regime

By now, we're all familiar with the 15-year prison term the Cuban regime recently handed to Canadian businessman, Cy Tokmakjian, who was one of Castro's biggest business partners.

Moreover, that the Castro regime confiscated over $100 million worth of the company's assets in Cuba.

And finally, that Cuba's military generals asked for an additional $55 million ransom to release Tokmakjian.

Today's news, which should come as no surprise, is that all of Tokmakjian's business in Cuba was financed and guaranteed by the Canadian government -- to the tune of nearly $400 million.

And now, Canada's taxpayers are stuck with the hefty bill.

Note: Canada's credit agency provided the financing directly to Castro's regime.

That's quite a deal -- for Castro.

From Reuters:

Canada agency financed C$418 million in Cuba deals for Tokmakjian firm

A little-known Canadian federal agency helped put in place a total of $418 million ($373 million) worth of Cuban deals for a firm headed by Cy Tokmakjian, the businessman jailed for corruption in Havana last week.

The Canadian Commercial Corporation (CCC) acts as Canada's international contracting and procurement agency, helping Canadian firms bid for procurement contracts with foreign governments.


When acting as a prime contractor the CCC helps mitigate risks by signing a contract with a foreign government and then a separate contract with a Canadian supplier. This ensures that a company does not need to worry about being paid as long as it fulfills the term of the contract.


In Cuba, the CCC helped Canadian businessmen like Tokmakjian by providing trade financing to Cuban government buyers.

Share/Bookmark

lunes, septiembre 29, 2014

Cuba asked for $55-million, assets to release Canadian CEO

Allison Martell
Cuba had offered a deal to release a Canadian executive sentenced to 15 years in prison last week in return for $55-million and company assets, the Canadian firm’s officials said on Monday.
Cy Tokmakjian, 74, was convicted of bribery and other economic charges. Two of his aides from the Tokmakjian Group, an Ontario-based transportation firm, received sentences of 12 and 8 years. Fourteen Cubans were also charged.
The Tokmakjian Group, which did an estimated $80-million in business annually with Cuba until it was shuttered in September, 2011, filed claims worth more than $200-million through the International Chamber of Commerce in Paris and an Ontario court.
The case has strained Cuba’s relationship with Canada, one of its biggest trading partners. Western diplomats have said it would dissuade foreign investors at a time Cuba is actively seeking partners from abroad to do business on the communist-ruled island.
After Tokmakjian was detained in 2011, company lawyers met with Cuban officials about the case.
“They were ... told ‘We’re taking all your assets and in addition you’re going to have to send another $55-million down before Cy will be released,’” Lee Hacker, Tokmakjian Group’s finance vice-president, told reporters at the company’s Ontario headquarters. He did not say why the deal fell through.
Cuba has yet to comment on the verdict or the sentencing. A call on Monday to the Cuban embassy in Ottawa for comment was not returned.
Other attempts at negotiation have failed, partly because Tokmakjian does not want to admit to crimes he has not committed, his son Raffi Tokmakjian said. Efforts to strike a deal have also been stymied by lack of direct contact with decision makers.
Tokmakjian Group’s Cuban lawyers said the government also wants international claims dropped.
“The problem is we don’t know who we’re talking to. It’s like we’re dealing with a ghost,” Hacker said.
The charge of economic crimes against the state involved the alleged late delivery of equipment, while the bribery charges included salary top-up payments to employees in joint venture operations, the company said.
Tokmakjian is the distributor for Hyundai vehicles and construction equipment in Cuba, as well as other mining equipment.
“The bribery charges are things that are also ludicrous,” Hacker said. “We would pay incentives to our staff in Cuba like every company does in Cuba. Everything we did in Cuba was normal.”
Hacker said Tokmakjian Group’s practice of making incentive payments to joint venture employees – the firms were majority owned by Cuban entities – seemed to have triggered concerns.
“We would pay incentives to everybody, from the lowest person to the highest person, and it was clear that there was no link between any incentive payments versus any advantage that was given to Tokmakjian whatsoever.”
Tokmakjian, the company’s founder and president, has been transferred to a military hospital, his son said on Monday.

Share/Bookmark

sábado, septiembre 27, 2014

Cuba: 15-year sentence for Canadian businessman

Cy Tokmakjian
HAVANA — A Canadian company says its president has been sentenced in Cuba to 15 years in prison on corruption-related charges that Cuban officials call part of a widespread campaign against graft.
The Ontario-based automotive company Tokmakjian Group says its lawyers were notified Friday that Cy Tokmakjian was convicted and sentenced on a variety of charges. Company vice president Lee Hacker tells The Associated Press that firm managers Claudio Vetere and Marco Puche got shorter sentences.
Cuban officials have provided few details about the case. But dozens of Cuban executives and government officials and a series of foreigners have been swept up in what is described as an attack on a culture of payoffs by foreigners.
The arrests sent a chill through international business people investing in Cuba.

Share/Bookmark

lunes, septiembre 08, 2014

Cuba: Constituyen segunda empresa mixta en sector inmobiliario

Cuba creará la segunda empresa mixta para el desarrollo de instalaciones inmobiliarias vinculadas a campos de golf destinados al turismo en asociación con la firma china Beijing Enterprises Holdings Limited, informó un directivo del sector.
La nueva empresa mixta en la que participará el grupo cubano Palmares será instalada en la zona de Bellomonte, al este de La Habana, adelantó el director de Negocios del Ministerio del Turismo (Mintur), José Daniel Alonso, citado por la estatal Agencia de Información Nacional (AIN).
La primera firma de su tipo fue creada a principios de 2014 entre Palmares y la compañía británica Esencia Hotels and Resorts, con una inversión estimada en 350 millones de dólares, estará integrada por 2.000 departamentos, un campo de golf, un centro comercial y un hotel, en las cercanías del balneario turístico de Varadero.
El Gobierno de la isla promueve la creación de ese tipo de empresas mixtas, entre las modalidades de inversión extranjera a las que se da prioridad en el área del turismo, señaló el funcionario.
Precisó que actualmente se avanza paralelamente en la preparación técnica de otros dos proyectos similares con la participación de empresas de España también en asociación con el grupo Palmares.
Uno de ellos estará ubicado en la zona de El Salado, al oeste de La Habana, y el otro en Punta Colorada, en la provincia de Pinar del Río, la más occidental de la isla, indicó.
El directivo turístico explicó que Cuba concede el derecho de superficie por 99 años o perpetuidad, y que la vigencia inicial de la sociedad a conformar se determinará en correspondencia con el período de recuperación de la inversión, la magnitud de los recursos movilizados y las características del proyecto.
"Hoy se da prioridad a inversiones, preferentemente en segunda línea de playa y en zonas donde no existen las infraestructuras necesarias", agregó, y en ese sentido citó como ejemplos a Santa Lucía, en el norte de la provincia oriental de Camagüey, y Covarrubias, en Las Tunas, también en la zona este del país.
La Asamblea Nacional (Parlamento unicameral) de Cuba aprobó a finales de marzo pasado una nueva Ley para la Inversión Extranjera que persigue la atracción de inversionistas extranjeros mediante nuevos beneficios fiscales y una nueva política laboral.
El sector del turismo cuenta ya con una destacada participación de inversionistas extranjeros mediante 26 empresas mixtas que operan 15 hoteles con más de 5.600 habitaciones en la isla.
Pero las autoridades de esa área económica, que constituye la segunda fuente de ingresos del país, han manifestado su interés por aprovechar las oportunidades de la nueva legislación para elevar su competitividad.
El turismo internacional dejó a Cuba ingresos por unos 1.077 millones de dólares en el primer semestre de este año, cuando la llegada de visitantes extranjeros creció un 3,7 por ciento, con un total de 1.660.055 millones de turistas frente a los 1.597.000 del mismo periodo del año anterior, según datos oficiales.

Share/Bookmark

sábado, agosto 09, 2014

Cy Tokmakjian – Imprisoned in Cuba No Charges. No Justice


Vaughan businessman Cy Tokmakjian-ft 

On Sept. 10, 2011, Cy Tokmakjian was in Havana, about to hop into his car. He had a quick chat with his son Raffi, who had arrived in Cuba a week earlier with a delegation of young company presidents to encourage them to invest in the island, which appeared to be opening up for foreign businesses. While Raffi was talking up Cuba’s virtues, the Tokmakjians’ import/export company, the Tokmakjian Group, was being audited by the country’s Communist regime. “My father said: ‘They’re doing an audit, it shouldn’t be a problem. It should be over in a couple of days. I’m driving myself to the investigators to try and get this done.’”

That was the last time Cy spoke to his son as a free man. “This is a tricky situation,” says Raffi. Cy, 74, the Tokmakjian Group’s founder and owner, has been a prisoner in Cuba since that day, imprisoned without charges and then accused of bribery and “economic crimes” that the family and many others insist are false and which appear to be part of a political struggle.
Headquartered in Vaughan, Ont., the Tokmakjian Group is a transportation and import company that has done business in Cuba for two decades. It was the largest private business in Cuba. As the exclusive distributor for Hyundai product, it had approximately $80 million in total annual revenues. “Obviously, it’s a struggle for us,” Raffi says. “Our father, the grandfather of our kids, has been gone for three years. We’ve had illnesses in the family that we’ve kept hidden from him, so as not to upset him. We’ve gone through everything that comes with having a family member locked up.”
Cy was on good terms with Fidel Castro, who was Cuba’s president from 1959 to 2008. Things went sour for the Tokmakjian Group — and other Canadian and international businesses — when Raúl Castro, Fidel’s brother, became president. The Raúlistas profess to be open to foreign investment and new business. They have been easing relations with long-time enemy the United States and passing a package of tax cuts, tax breaks and investment security guarantees in the Cuban National Assembly this year. Symbolically, at Nelson Mandela’s funeral in December 2013, Raúl Castro shook hands with American President Barack Obama, though their two countries have not had diplomatic relations since January 1961.
Yet Cy was held for nearly two and a half years before even being charged, and his top managers, fellow Canadians Claudio Vetere and Marco Puche, were also arrested. “I’ll just tell you that he has been thrown in prison for a large part of his stay there,” says Raffi, his 37-year-old son and now president of the Tokmakjian Group. “That’s what happens to convicted criminals [not people who face charges and await trial]. He was in a cell with 48 other people.”
Cy has spent much of his time languishing in La Condesa, a prison for foreigners in the middle of a sugar cane plantation. “It’s better than an ordinary prison, but it’s still jail and it’s dangerous,” says Lee Hacker, spokesperson for the family and vice-president of finance of Tokmakjian Ltd. La Condesa may be better than a domestic jail in Cuba, but that’s not saying much, explains Raffi. “There are four small complexes there,” he says, estimating the inside of each 48-prisoner building to be about 20 feet by 80 feet.
Going by his memory of a drawing shown to him by a former prisoner, Raffi says, “There are two rows of 12 bunk beds, separated by a walkway. There’s a substandard-level kitchen facility, and they share doorless toilets.”The prisoners have a common dirt field for exercise. “Apparently the mosquitoes, flies and other insects are horrendous, and in the summer months the heat is overwhelming — they don’t put in any air conditioning,” Raffi says.
The prisoners in La Condesa are all foreigners, but that’s small comfort, he adds. “There are other Canadians, South Americans, Europeans.” Some are business people accused of “economic crimes” like his father, but others range from “drug smugglers, contract killers to pedophiles.” It’s not pleasant. “He’s in a military hospital right now,” Hacker adds. “He had some health issues; he was bitten by a scorpion at one point. But he sounds OK when I speak with him on the phone.”If Cy is indeed “OK,” it speaks to his resilience and determination to weather an ordeal that has already cost him years of freedom and could cost more, including the fortune he and his company built doing business with Cuba since 1996.
His family and friends hope that, even if he is convicted this summer, he will be expelled, free to go to Canada. Then the Tokmakjian Group can pursue recovery of the millions seized by the Cubans in court. While waiting for an outcome from the Cuban justice system, the Tokmakjian Group has launched its own proceedings in the Ontario Superior Court and in the Barbados, where it also does business, as well as at the International Chamber of Commerce in Paris, seeking more than $250 million from the Cubans in restitution and damages.
“Cy is a very personable man and he gets along with people very well. He had no reason to see why he would be targeted,” Hacker says. “We’ve been very upfront. We tell them [the Cubans]: we’re taking you to international court and you’re going to lose. But it’s like talking to a ghost.” After waiting since 2011 to find out what they might face from the Cuban justice system, Cy and his co-managers were put on trial from June 9 to 21. A verdict is expected any day.
The Cubans have already seized more than $91 million in personal and company assets. If convicted, Cy could be sentenced to up to 15 years in prison, and his managers for up to eight to 12 years. As well, 10 Cuban officials of the company face imprisonment. Cuba’s Communist Party daily, Granma, said that Cy and the others accused “were afforded all rights associated with their defence, and their lawyers presented evidence and arguments which they considered necessary.”
Nonsense, says Hacker. “We use the word ‘infirmities.’ The process is really embarrassing,” he says. “You have Cuban lawyers that represent you. They’re generally pretty good, but you know they can’t do everything they might want to do.” The Cuban defence lawyers were restricted in the evidence they could call that might exonerate Cy and the other defendants, Hacker says. “The charges were trumped up and the trial was a farce,” says Peter Kent, Member of Parliament for Thornhill, the Tokmakjians’ home, and a former minister of state for foreign affairs (Americas).
“It’s a warning that any investor today is at risk of running into the same, unacceptable fate as Cy Tokmakjian,” says the Conservative MP, who has followed the case closely, visited Tokmakjian in Cuba and offered his support. The Canadian government, which maintains diplomatic relations with Cuba, has also been supportive, and both the current and former Canadian ambassadors to Cuba attended the 12-day trial.
Nevertheless, Raffi (who was advised by the Canadian government not to attend because of security concerns), says the outcome seems preordained: “What I can say is that we expect them to find him guilty. Not because he’s guilty but because that’s the way they do things down there.”It’s hard for outsiders to understand why the Cubans, who are desperate for investment and economic growth, would send a shivering signal to investors around the world by arresting and trying someone like Cy Tokmakjian. He is by no means the first foreign businessman to suffer such a fate in Cuba. In February, another Canadian businessman, Sarkis Yacoubian, was suddenly expelled from Cuba where he had first been held without charges like Cy and then sentenced to nine years at La Condesa. Yacoubian, who operated a $30-million transport company called Tri-Star Caribbean, was arrested in July 2011, two months before Cy, yet was only charged in April 2013, accused of bribery, tax evasion and “activities damaging to the economy.”
Yacoubian was convicted and sentenced even though he agreed to cooperate with Cuban authorities. French national Jean-Louis Autret and British businessman Stephen Purvis were also jailed, and later freed, with their assets being seized by the Cuban interior ministry.
“Their stories, like Cy’s, have created a climate of uncertainty and concern among foreign companies that remain invested in Cuba,” says Kent. Last year, Purvis, who was freed after 15 months in jail, wrote to the British magazine The Economist saying that he met other foreigners in Cuba who faced charges of “sabotage, damage to the economy, tax avoidance and illegal economic activity.”
The widespread crackdown seems to have cast a chill on other businesses. While 50 per cent of Cuba’s tourists are still Canadians desperate to escape the harsh winter, other Canadian companies who once worked happily in Cuba are escaping the island.
“We are no longer doing business with Cuba and don’t have any comments,” says Domenic Primucci, president of the popular Pizza Nova chain, once prominent in Cuba. Pizza Nova had expanded to six restaurants since 1994, but pulled out abruptly in 2011. (The company’s departure coincided with the regime’s moves against foreign businesses, though Primucci has said the decision was unrelated to the Tokmakjian case.)
Raffi says none of the accusations levelled against his father should apply. “Everything we did was according to the jurisdictions we dealt with. Everything was kosher.” What seems to be happening is that certain foreign businesses are being targeted by Raúl Castro’s regime to send a message to other would-be investors, says John Kirk, professor of Latin American Studies at Dalhousie University in Halifax.
“My interpretation is that he [Raúl Castro] wants to set down a marker that business has got to be done with great transparency,” he says. “Strategically it seems to me to be the wrong way to encourage foreign investment,” Kirk adds. But the one-party regime may have its own internal reasons for picking on foreigners.
The regime believes that a number of its own senior officials have been taking kickbacks from foreign companies, and the government wants to send a message that there is only one way to do business in Cuba — the government’s way.
This would explain why only some businesses and executives seem to face jail — and, maybe later on, charges — under the Cuban justice system. Brazil, for example, has invested with impunity, putting some $10 billion into new harbour facilities at Mariel, just west of Havana, Kirk says. Hacker suggests that another reason for the harsh treatment of Cy and other executives might be a power struggle within the regime. “All the Fidelistas are out and all the Raúlistas are in,” he says.
But Kirk says this is likely overblown; the regime is fairly consistent, even if its principles are hard for outsiders to understand or condone. “Cuba at the moment is in the midst of massive social change,” Kirk adds. The Cuban government now allows people to sell those exotic vintage American cars from the 1950s that were lovingly held together by ingenious mechanics since the United States embargo banned imported American vehicles more than 50 years ago. “They’re opening economically to a mixed economy, but they also want you to play by their rules of the game,” Kirk says.Indeed, in a 25-minute televised speech in July, Raúl Castro signalled that the regime will continue to be cautious — and maybe continue to be harsh — when it comes to economic reforms.
Reforms are advancing “but have great complexity,” Castro said. “The process, to be successful, must be conducted with the appropriate gradualness and be accompanied by the permanent control of different party and government structures at all levels. “Gradualness is not a whim, much less a desire to delay the changes that we must make,” he added. “On the contrary, it is about a need to ensure order and avoid gaps that would lead us directly to mistakes that distort the proposed objectives.”
Reading between the lines, it might seem that the regime is not about to remove its firm grip on the way business is done in Cuba. Hacker concedes that Cy has been outspoken and candid with his Cuban colleagues, but both he and Raffi say that’s partly because he has always considered himself among friends.
“One of the things [Cy] kept on saying in court is ‘I’ve done more to help people than your own government has.’ That’s something they hate to hear,” Raffi says.
If he sees his father again, Raffi says, “I guess I would just hug him, say good for you, that I’m proud that he stuck by his morals and that he didn’t give up.” Raffi can’t see how businesses can continue to operate in Cuba when people can be thrown in jail without charges as his father was. Yet Hacker says that Cy might think differently.
“Cy’s been there for 22 years, he loves the country, he loves the people. For them to do this to them, it’s really hurting him in his heart.”
As of printing this article, Cy Tokmakjian is still being held in Cuba, waiting for the final verdict of his case.

Share/Bookmark

miércoles, julio 02, 2014

Peter Kent, Member of Canada's Parliament On Doing Business in Cuba

capitolhillcubans
Peter Kent [r] with Cy Tokmakjian 
The trial was, from almost any measure, extraordinarily unfair and rigged. I would suggest that before any international investor considers putting a penny into Cuba, they take a look at the way Cy and other businessmen have been treated ...What appears to be the intent of this whole farce is they will seize these very valuable companies, lock up the legitimate owners and try and run the companies as their own.
-- Peter Kent, Member of Canada's Parliament, on imprisoned Canadian businessman Cy Tokmakjian who is facing a 15-year prison term in Cuba, Financial Post, 7/1/14
--------------------
Also  Cuba Is Open For Business That Might Land You in Jail
Share/Bookmark

lunes, junio 30, 2014

Concluso para sentencia proceso penal contra empresarios extranjeros y exfuncionarios cubanos

Durante los días del 9 al 21 de junio del presente año, se realizó por la Sala Segunda de lo Penal del Tribunal Provincial Popular de La Habana, el juicio oral y público por los delitos de Cohecho, Actos en Perjuicio de la Actividad Eco­nómica o de la Contratación, Fal­sificación de Documentos Ban­carios y de Comercio, Es­tafa, Trá­fico de Divisas y Evasión Fiscal, contra los empresarios canadienses Vahe Cy Tok­makjian, Marco Vinicio Puche Rodríguez y Clau­dio Franco Vetere.
La Fiscalía General de la Re­pública acusó a Vahe Cy Tokmakjian de utilizar mecanismos fraudulentos y corruptores para obtener be­neficios en las negociaciones con entidades cu­banas, provocando afectaciones considerables a nuestra economía; realizar sin la autorización correspondiente operaciones de intermediación financiera; extraer del país ilícitamente cuantiosas sumas de dinero; alterar la información de registros contables y declaraciones juradas con el propósito de eludir sus obligaciones tributarias; así como efectuar retribuciones monetarias a varios trabajadores, quienes en realidad realizaban funciones distintas a las autorizadas legalmente o no estaban contratados por entidades nacionales.
Además, fueron acusados los exdirectivos cubanos pertenecientes al extinto Ministerio del Azúcar, Nelson Ricardo Labrada Fer­nán­dez (exviceministro); Ma­nuel Her­iberto Fer­nández San­tiesteban, Leonardo Fidel Del­gado Dorta, Jorge Luis Machado Pérez y José René Rubio Escobar; del  exMinisterio de In­dustria Básica, Alberto Cirilo Pantón Grahan (exdirector general de Cu­baníquel), Ernesto Gómez Cum­plido (exdirector de Ferroníquel Minera S.A.) y Fidel Penín Oliva; así como Jorge Luis Melo Reyes, exdirector de la Asociación Eco­nómica Internacional CISTUR del Ministerio de Turismo.
También se imputaron hechos delictivos contra Edmundo Javier Cabrera Díaz, An­tonio Gilí González, Boris Ernesto Barber Ve­lis, Armando Enrique Martínez Ganfo y Elsa Fer­nández Proenza, quienes ocupaban diferentes responsabilidades en la Sucursal Tok­makjian Group en Cuba.
La Fiscalía interesó la comparecencia en el proceso penal como terceros civilmente responsables, a las compañías extranjeras Tok­makjian Group Inc; Tokmakjian Limited, C.Y.M.C. y Tokmakjian International Inc.
En el juicio oral se examinaron las declaraciones de los acusados y numerosas pruebas documentales, testificales y de los peritos de la Contraloría General de la República, la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT) y el Ministerio de Comercio Ex­terior y de la Inversión Extranjera. Los acusados y las compañías que comparecieron como terceros ci­vilmente responsables, contaron con todas las garantías para el ejercicio de la defensa y sus abogados propusieron las pruebas y expusieron los argumentos que consideraron necesarios.
El Fiscal, en su informe final interesó para Nelson Ricardo Labrada Fernández y Vahe Cy Tokmakjian las sanciones de 20 y 15 años de privación de libertad, respectivamente, y para el resto de los acusados entre 8 y 12 años de privación de libertad.
La Fiscalía solicitó al Tribunal, además, disponer la obligación de los acusados de abonar más de 91 millones de dólares que como daño económico causaron a varias entidades cubanas y a la Administración Tributaria, los que interesó sean retribuidos, en parte, con los bienes y dinero ocupados durante el proceso investigativo a Vahe Cy Tokmakjian y a las mencionadas compañías.
El Tribunal declaró el proceso concluso pa­ra sentencia y pronunciará su decisión en los próximos días.

Share/Bookmark

lunes, junio 16, 2014

En marcha juicio contra empresario canadiense arrestado en Cuba

Tokmakjian02-display
Cy Tokmakjian (izq.) durante la visita que realizara el miembro del Parlamento canadiense, Peter Kent, a la prisión de La Condesa, a fines del pasado año.
Por Redacción CaféFuerte
El juicio contra el empresario canadiense Cy Tokmakjian, detenido hace más de dos años bajo acusaciones de corrupción en Cuba,está en marcha en un tribunal de La Habana y se espera que se extienda por al menos dos semanas, indicaron fuentes relacionadas con el caso.
Tokmakjian, de 74 años, está siendo juzgado desde el pasado 9 de junio en el Tribunal Provincial Popular de La Habana, junto a otras 16 personas involucradas en las operaciones de su empresa registrada en Cuba, el poderoso Grupo Tokmakjian. El juicio se desarrolla a puertas cerradas, con un reducido acceso de familiares de los acusados.
La fuente indicó que representantes de la Embajada de Canadá en La Habana asistieron a las audiencias la pasada semana.
El proceso judicial pone fin a una prolongada investigación por supuestos actos de soborno, evasión de impuestos, transgresión de contratos y otros delitos comerciales cometidos por Tokmakjian y sus subordinados, y los acusados podrían encarar condenas de entre ocho y 15 años de cárcel,
Enconado caso de corrupción
Pero la celebración del juicio parece encaminarse no solo a resolver uno de los más enconados casos de corrupción de las empresas extranjeras en Cuba durante la última década, sino también a buscar una salida a la encrucijada que representa la detención indetenida de Tokmakjian para el gobierno de Raúl Castro.
Tokmakjian es el más notorio de los ejecutivos extranjeros que permanecen arrestados en la isla tras las redadas por corrupción desatadas por el régimen cubano desde el 2009. Pero con la Ley de la Inversión Extranjera a solo días de entrar en vigor y la urgencia de atraer capital foráneo para impulsar la maltrecha economía nacional, la vía de encontrar una solución para este caso parece lo más razonable.
“Creo que en este momento lo menos que necesita Cuba son detenciones y litigios con empresarios y compañías extranjeras”, dijo a CaféFuerte una fuente diplomática que pidió anonimato. “Tener a un empresario detenido por dos años y medio sin formularle cargos no resulta muy estimulante a los oídos de los inversionistas”.
En abril del 2013, el gobierno cubano canceló oficialmente las operaciones del Grupo Tokmakjian, una de las mayores empresas extranjeras que operó por los últimos 25 años en Cuba, argumentando violaciones incurridas en sus actividades comerciales dentro del territorio nacional.
Demanda en Canadá
El Grupo Tokmakjian respondió con una demanda contra el gobierno cubano, presentada ante el Tribunal Superior de Ontario, en Canadá. La demanda alega que los activos del Grupo Tokmakjian fueron indebidamente confiscados y culpa a las autoridades cubanas de interferir las relaciones comerciales de la compañía con sus clientes.
En septiembre del 2011, agentes de la Seguridad del Estado ocuparon y sellaron los locales de la firma en el cuarto piso del edificio Barcelona del Miramar Trade Center, en La Habana. Tokmakjian fue detenido y permanece desde entonces en la cárcel para extranjeros de La Condesa, en el municipio de Güines, Mayabeque.
La medida fue acompañada por una comunicación del Ministerio de Relaciones Exteriores y el Consejo de Estado, enviada a las empresas cubanas, para que detuvieran todas sus operaciones comerciales con el Grupo Tokmakjian.
Radicado en Ontario, el Grupo Takmakjian era la segunda empresa extranjera con mayores operaciones comerciales en Cuba después de Sherritt International. Facturaba anualmente unos $80 millones de dólares en ventas de equipamiento para la construcción y la minería.
La compañía era además la distribuidora exclusiva de Hyundai en Cuba y estaba asociada con otras dos empresas para el remplazo de motores de equipos de transporte de la era soviética.
Serias preocupaciones
A través de un comunicado emitido esta semana, el Grupo Tokmakjian ratificó la inocencia de su máximo ejecutivo y enfatizó que en ningún momento las operaciones de la firma transgredieron las leyes cubanas.
“Las acusaciones y los cargos presentados por las autoridades cubanas contra el Grupo Tokmakjian son completamente infundados y la defensa lo demostrará claramente”, dijo Lee Hacker, portavoz de la familia Tokmakjian y vicepresidente de finanzas de la compañía.
Sin embargo, Haker agregó que existen serias preocupaciones por la falta de un debido proceso, la transparencia y la independencia del sistema judicial cubano, por lo que la familia teme que el resultado del juicio ya esté determinado.
El proceso contra Tokmakjian tiene lugar exactamente un año y un mes después de que otro importante empresario canadiense, Sarkis Yacoubian, fuera juzgado y condenado a nueve años de prisión bajo acusaciones de soborno,  evasión de impuestos y actividades perjudiciales para la economía nacional. Yacoubian, que permaneció detenido desde julio del 2011, cooperó con las autoridades cubanas y fue liberado el pasado febrero, permitiéndosele regresar a Canadá sin cumplir el resto de su condena.
Ambos empresarios -de origen armenio- comenzaron juntos sus negocios en Cuba y luego decidieron seperarse. Tokmakjian firmó su primer contrato con el gobierno cubano en 1988.
En junio del 2013, los empresarios británicos Amado Fakhre y Stephen Purvis, director ejecutivo y jefe de operaciones de la firma Coral Capital hasta 2011, fueron también liberados tras permanecer en prisión por casi dos años y enfrentar un juicio por corrupción. No trascendió si les fueron retirados los cargos o el tribunal les impuso una sentencia de menor cuantía.

Share/Bookmark

martes, mayo 13, 2014

Cuba's "New" Foreign Investment Law Violates International Norms

We've long argued how Cuba's "new" foreign investment law -- almost exactly like its old one -- violates international labor law.

A new report by Dr. Jose Alvarez, Emeritus Professor at The University of Florida, confirms this position and elaborates on the specific International Labor Organization (ILO) conventions it violates.

It's shameful how some lobby the U.S. to allow American companies to partake in such gross violations of international law.

1. Forced Labor Convention (No. 29) and Abolition of Forced Labor Convention (No. 105) - Cuba has used forced and compulsory labor by sending workers to permanent agricultural camps as a means of political coercion and education and punishment for holding expressing opposing political views. In addition, labor mobilizations to work in specific agricultural development projects also violate these Conventions.

2. Freedom of Association and Protection to Organize Convention (No. 87) - Article 1(g) of the new Labor Code grants the workers “the right to associate themselves voluntarily and establish Unions.” In practice, it is not allowed.

3. Protection of Wages Convention (No. 05) - Cuba violates this Convention that prohibits deductions from wages with a view to insuring a direct or indirect payment for obtaining or retaining employment made to a state intermediary agency.

4. Right to Organize and Collective Bargaining Convention (No. 98) - Collective bargaining is nonexistent in Cuba.

5. Discrimination (Employment and Occupation) Convention (No. 111) - By selecting the workers to supply to foreign enterprises, Cuba does not follow the mandate of equality of opportunity or treatment in employment and occupation.

6. Employment Policy Convention (No. 122) - Cuba’s policy is of selecting who works where, regardless of skills or endowments, and transfers are not the result of the will of the worker.

And also:

7. The Universal Declaration of Human Rights (Article 23) - Nonexistent in Cuba are: the right to work; free choice of employment; just and favorable working conditions; protection against unemployment; the right to equal pay for equal work; just and favorable remuneration; and the right to form and join trade unions.

Share/Bookmark

jueves, abril 24, 2014

Transparencia, credibilidad y atractivo sectorial en la Ley de inversiones extranjeras castrista

Elías Amor Bravo, economista

Los economistas saben que la política de atracción de inversiones extranjeras es una de las más complejas que puede abordar cualquier economía. Forman parte de las denominadas políticas estructurales, porque sus efectos suelen producirse y, por tanto, evaluarse a medio y largo plazo.

En el contexto de globalización de la economía mundial, que integra mercancías, servicios, capitales y tecnologías, las inversiones extranjeras se convierten en un agente activo que estimula los procesos descritos. Aquellos que piensan que en el siglo XXI es posible recurrir a la vía autárquica para superar las cadenas del subdesarrollo, están completamente equivocados.

La inversión extranjera puede dirigirse a un país por numerosos factores, entre los cuáles, la existencia de un marco jurídico estable y predecible, es condición necesaria, pero no suficiente. El capital privado recela de los entornos de incertidumbre y riesgo, desconfía de quiénes no pagan sus deudas en los plazos estipulados, y no ofrecen garantías jurídicas objetivas para el desempeño eficiente de los negocios.

Además, ¿qué sentido tiene mantener un sistema económico controlado centralmente por el gobierno, en el que más del 90% de los trabajadores están ocupados en el estado y dónde la iniciativa privada es residual? ¿Con quién deben relacionarse los inversores extranjeros que quieran situar sus capitales en el país? ¿Tal vez con el estado y sus organismos? En el caso cubano, el régimen ya ha ideado una solución al crear un organismo del estado encargado de contratar los trabajadores que, posteriormente, son cedidos a las empresas extranjeras que invierten en el país.

Tal vez , la Organización Internacional del Trabajo debería abrir un expediente informativo al régimen castrista por prácticas absolutamente contrarias a los derechos de los trabajadores a la contratación efectiva. Nada más y nada menos que en un país que se ha autoproclamado históricamente como el paraíso de los desprotegidos.

Básicamente, los economistas identifican tres factores determinantes como ejes de la captación de inversiones extranjeras: transparencia, credibilidad y atractivo sectorial. En cierto modo, los tres se encuentran estrechamente relacionados y tienden a alimentarse unos con otros. Las políticas de atracción de las inversiones extranjeras deben lidiar con estas cuestiones, y despejar las incertidumbres para facilitar el acceso de los capitales. Otra cosa es que lo consigan. El caso del régimen castrista, con su reciente Ley de inversiones extranjeras, puede ser una referencia de interés para este análisis.

Transparencia. No hace mucho tiempo que las autoridades del régimen entraban en un agrio conflicto con los estadísticos de Naciones Unidas, al intentar imponer una medición del valor de sus cuentas nacionales, que en absoluto se correspondía con los estándares internacionales. Es un asunto antiguo, al que no vale la pena dedicar mucho tiempo ya que finalizó, de forma incomprensible, con la aceptación por Naciones Unidas de la información macroeconómica ofrecida por el régimen castrista. Más propaganda que otra cosa. El tiempo ha situado las cosas en su sitio. La economía lleva años creciendo por debajo de sus tasas planeadas.

Credibilidad. Cabe afirmar otro tanto. ¿Qué se puede esperar de un sistema económico dirigido por gestores que mantienen una dualidad monetaria que genera no pocos problemas en la medición contable de la actividad económica? Los agregados principales son cuestionables, y por ello, la economía pierde credibilidad. No es posible realizar contrastes con las magnitudes de otros países, y se debe recurrir a los indicadores que el régimen utiliza como instrumentos de propaganda, como el índice de desarrollo humano, por ejemplo.

Atractivo sectorial. El inversor extranjero que accede al catálogo que recoge la Ley de inversiones extranjeras castrista lo primero que encuentra son prohibiciones. Educación, sanidad o industria militar se encuentran vedados al capital extranjero. No es un buen comienzo. En principio, una política de atracción de inversiones extranjeras no debería condicionar de ese modo las preferencias de los inversores. Y luego, ¿qué se ofrece? El principal sector de la economía, el azúcar, se encuentra completamente hundido. La minería ya está controlada por empresas de capital extranjero desde hace décadas. Otro tanto sucede con el parque de instalaciones hoteleras que se gestiona por empresas internacionales. ¿Qué es lo que queda para invertir?

Los medios se han hecho eco que el régimen castrista ha iniciado negociaciones con el Club de París, para poner el contador de su deuda a cero, o tratar de reducirla al máximo posible. No es una mala noticia. No le queda más remedio que hacerlo, si quiere atraer inversores extranjeros de confianza. De hecho, desde hace tiempo intenta que los rusos de Putin le perdonen las deudas de la época soviética. Una tarea harto difícil porque es imposible trasladar aquellos importes a las condiciones financieras actuales. Otros países han sido más favorables a ceder.

Pero el Club de París es una organización seria y respetable, y aquellos que acuden a su sede en demanda de financiación tienen que aceptar las reglas del juego. Fidel Castro, durante décadas, creyó que se podía vivir sin pagar. Su hermano se ha encontrado con el efecto de la dura realidad, y ya está en la cola de los deudores. Es un paso necesario para reducir el alto riesgo asociado a la inversión en una economía cuya “constitución” insiste en la propiedad estatal de los medios de producción. Una letra muy mal escrita, con una música absolutamente desafinada en los tiempos que corren.

Share/Bookmark

sábado, abril 19, 2014

Cuba’s foreign investment law: ‘New’ indeed, but barely

By José Manuel Pallí
Now we can comment on Cuba’s new foreign investment law — Ley 118/ 2014 — since its “official version” is now published at the Gaceta Oficial de Cuba, together with a Reglamento or regulatory law and other companion governmental resolutions that should further help in interpreting its significance and clarify its intent.
If you put a copy of Ley 77/95, the old foreign investment law which this new one supersedes, alongside Law 118/ 2014, you’ll probably think they are twins. The language is almost the same in a huge percentage of the provisions contained in both laws, which are essentially, well, the same. And there is a very good reason for these similarities: The ‘old’ law was not a bad law at all, in terms of the protection it afforded (affords, since the new one will not be in force until late June) to foreign investors.
Of course, that protection can only be effective to the extent the attitude of those enforcing the law leads them to do so enthusiastically and fairly, without arbitrariness of any kind.  Whether that will be the case with the implementation of this new foreign investment law in Cuba, only time will tell. But I do sense that there is a generalized conviction among decision makers in Cuba that they do need the tool foreign investment could be, in terms of helping the Cuban economy grow and develop, and they need it now, and I believe that conviction should prod their enthusiasm.
There is one area where the new law may well open an entirely new world of opportunity to foreign investment in Cuba, while at the same time improving dramatically the quality of life of Cubans in the island (and Cubans, el cubano de a pie, are the main constituents any Cuban law should serve and please, even if a foreign investment law should also please foreign investors): Foreign capital may now be used to build (and repair) housing units — viviendas — to be used as such by José Q Cuban citizen, which is to say the majority of natural persons who reside permanently in Cuba.
Chapter VI in the old law dealt with investments in real property (Inversiones en bienes inmuebles), and, in article 16, it allowed such investments, provided the real property in question is used to house “natural persons who were not permanent residents in Cuba” (Article 16.2(a)), thus keeping the Cuban people right to housing out of reach to foreign capital, and away from the benefits foreign investment could bring to the quality of their houses (and safety: no more crumbling buildings).
Chapter VI of the new law has one section, Article 17, that reads exactly the same as article 16 of the old law, but it omits the provision (restriction) whereby foreign investment was ruled out if the real property in play was used to house everyday Cubans. Article 17.2(a) now says foreign investment is possible in housing and buildings (viviendas y edificaciones) that are private domiciles (dedicadas a domicilio particular) or for touristic ends, period.
It does not say flatly that someone can, as a builder who wants to be a foreign investor in Cuba, build (or improve by way of urgent structural repairs) housing for the consumption of the Cuban people in general. But I read in the deletion of the condition (only if the real estate is used to house those who are not permanent residents in Cuba) found in the equivalent article of the old law as a strong indication that that is the case, assuming the approval of the governmental entity who will have to authorize the investment in question is obtained.
In future columns I will go into some murky aspects regarding how that real estate asset (the land) where the housing is to be emplaced finds its way into the entity or vehicle of choice of the foreign investor, the enterprise that actually makes the investment, when that entity is capitalized. I will also delve into what’s new (mostly the changes in tax treatment and the use of incentives) in this foreign investment law, and what smacks of “old” (the persistence in controlling Cuban employees of foreign investors by meddling into their relationship with those who want to hire them).
José Manuel Pallí is president of Miami-based World Wide Title. He can be reached at jpalli@wwti.net; you can find his blog at http://cubargiejoe.com



Share/Bookmark

miércoles, abril 09, 2014

La ley de inversión extranjera: el triunfo del fracaso

cubanalisis
Dr. Eugenio Yáñez
Expectativas y especulaciones
Después de mucha espera, interminables vacilaciones y continuos ajustes, finalmente la siempre unánime Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP) aprobó el sábado 29 de marzo la nueva Ley de Inversión Extranjera propuesta por el gobierno cubano, que sustituye a la Ley 77 de 1995. El alcance y los límites de esta disposición, que entrará en vigor noventa días después de su publicación en la Gaceta Oficial, se definirán claramente solo cuando se hagan públicos los reglamentos de su instrumentación.

Como la separación de poderes en Cuba es una ficción, y la misma ni siquiera se proclama en los documentos constitucionales, era evidente no solamente que la propuesta gubernamental sería aprobada, sino que lo sería por unanimidad, como es la norma en todas las aprobaciones del órgano “legislativo” cubano en sus casi treinta y ocho años de existencia.

Alrededor de la aprobación de la nueva ley se crearon infinidad de expectativas. Ya a finales de diciembre del 2013 Raúl Castro había anunciado la celebración de una sesión extraordinaria para el mes de marzo del 2014, lo que representaba algo poco común, pues el “parlamento” cubano se reúne dos veces al año, y casi siempre por un día cada vez, aunque en contadas ocasiones algunas sesiones pueden durar dos días.

A ese anuncio se sumó una gran cantidad de especulaciones de expertos y adivinadores de feria en todas partes, que aseguraban saber todo lo que sería aprobado, y que centraban sus vaticinios en la supuesta posibilidad de que los cubanos residentes en el exterior pudieran invertir en Cuba, algo que, por otra parte, ya estaba expresado en la Ley 77 de 1995, aunque tal posibilidad nunca se materializó. Y muy pocos recordaban que antes de esa ley de 1995 existió otra de 1982 que contenía tantas restricciones, dificultades y trabas burocráticas que nunca pasó de ser una pieza de museo.

Al ambiente especulativo generalizado contribuyó también por esos días el reportaje del diario The Washington Post sobre el magnate azucarero Alfonso Fanjul, nacido en Cuba, y actualmente con ciudadanía española y residente en Estados Unidos. El castrismo nacionalizó todas las propiedades de la familia Fanjul al comienzo de la revolución, y ellos emigraron a probar suerte en otros países del área. Hoy, más de medio siglo después de aquellas confiscaciones, las empresas azucareras de los Fanjul en República Dominicana y Estados Unidos producen más azúcar que toda la que produce en Cuba ese “gobierno revolucionario” que le confiscó las propiedades familiares en 1960.

Por ese reportaje del influyente rotativo norteamericano se pudo saber que Alfonso “Alfy” Fanjul había visitado Cuba al menos en dos ocasiones y conversado con funcionarios del régimen, y aunque dijo al diario que sus intenciones eran “reunir a la familia cubana”, señaló también que podrían explorarse posibilidades de negocios si hubiera avances políticos y diplomáticos, y que “al final del camino me gustaría ver a nuestra familia de regreso en Cuba, donde empezamos… pero tiene que ser bajo las circunstancias correctas”.

Como si no fuera suficiente con lo dicho, añadió: “¿Podemos considerar una inversión más adelante? Si hay un acuerdo entre Cuba y Estados Unidos, y se puede hacer legalmente, y hay un marco adecuado establecido, entonces veremos esa posibilidad”.

Como se puede observar fríamente, esas declaraciones del señor Fanjul no constituían afirmaciones rotundas y definitivas ni compromisos o anuncios de ningún tipo, sino simplemente expresiones condicionales sujetas a muchos aspectos que estaban implícita o explícitamente expuestos en la misma oración, pero que sin embargo resultaron abundante combustible para el Miami pasional y extremadamente emocional que se mueve en la prensa escrita, la radio y la televisión del sur de La Florida.

La polémica en Miami, -como era de esperarse- tomó fuerza inflamable, y las posiciones de inquisidores y panegiristas fueron cada vez más rugientes y apocalípticas, y todo eso contribuyó a incrementar la especulación sobre lo que traería la nueva ley de inversión extranjera que se estaba cocinando en los fogones de La Habana.

A la especulación contribuyeron también muchos de los agentes de influencia del régimen que radican en territorio de Estados Unidos. Sus declaraciones, entrevistas y reuniones sobre el tema, recibieron amplia cobertura en sus mediocres órganos de prensa en el sur de La Florida y además, como tantas otras veces, continuaron desarrollando su trabajo enfocado a influir en una academia perdida, nostálgica, o quizás envidiosa o despistada.

Algunos de esos propagandistas de la dictadura pretendieron presentar las cosas como si casi fuera un honor para un exiliado cubano irse a invertir a la Cuba de los Castro si finalmente el régimen se mostraba lo suficiente generoso para permitírselo, lo que daban como algo ya casi seguro en la nueva ley.

Ya en la ley de 1995 no se impedía explícitamente a los cubanos residentes en el exterior invertir en la Isla, pero en la práctica no se les permitió en ninguna circunstancia. Con la nueva ley se da la misma situación de posibilidad para invertir, al definir al inversionista extranjero como “persona natural o jurídica, con domicilio y capital en el extranjero, que participa como accionista en una empresa mixta o participe en una empresa de capital totalmente extranjero, o figure como parte de un contrato de asociación económica internacional”.

Evidentemente, ese lenguaje no excluye a nadie que reúna esos requisitos de residencia en el extranjero y disponibilidad de capital para invertir. Sin embargo, ya el régimen aclaró -y para eso existen los reglamentos que instrumentan la ley- que quienes realicen actividades contra “Cuba” o se relacionen con “la mafia terrorista y anticubana de Miami”, quedarán excluidos.

Casi nadie ignora que cuando desde La Habana hablan de realizar o participar en actividades contra “Cuba” se pueden estar refiriendo a cualquier cubano en el exterior que mantenga una posición crítica frente al gobierno cubano que no sea del agrado de la gerontocracia, y que lo de relacionarse con “la mafia terrorista y anticubana de Miami” puede abarcar lo que les de la gana a los propagandistas de la tiranía. Por eso queda claro que las posibilidades reales de los cubanos en el exterior para convertirse en “inversionistas extranjeros” en Cuba, dependerá de la opinión puntual y específica del gobierno sobre cada caso que se presente a su consideración, y que el requisito de “portarse bien” será imprescindible para que un cubano pueda invertir en la Isla, sea un modesto emprendedor o un magnate de primera línea.

Los miserables al servicio de la tiranía, aunque pretendan embellecer algunas palabras de un idioma español que no precisamente dominan, aunque hayan nacido en Cuba, quieren que los cubanos nos olvidemos de la Ley 890 de 1960, encaminada a acabar con la gran propiedad privada en Cuba. Aquella ley sentó las bases del comunismo que eliminó poco después también la mediana y la pequeña empresa privada.

La 890 pretendía justificarse señalando en su primer Por Cuanto que “La obra creadora de la Revolución, en sus múltiples aspectos, está basada fundamentalmente, en el pleno desarrollo económico de la nación”. Y en el segundo expresaba que “Es evidente que ese desarrollo no puede lograrse sino mediante la planificación adecuada de la economía, el aumento y racionalización progresiva de la producción y el control nacional de la industria básica del país”.

En cierto sentido es comprensible que el régimen y sus sicarios verbales pretendan olvidarse de aquella ley promulgada el 13 de octubre de 1960, hace casi cuarenta y tres años y medio, pues es una muestra expresa de que nada de lo que se prometió con la nacionalización de las grandes empresas cubanas fue cumplido: ni el pleno desarrollo económico de la nación, ni la planificación adecuada de la economía, ni el aumento y racionalización progresiva de la producción, ni mucho menos el control nacional de la industria básica del país, cuando la nación cubana se encuentra en ruinas y lo que queda del parque industrial y tecnológico, y de las capacidades gerenciales, anda por el piso y sin perspectivas inmediatas de solución o ni siquiera de mejoría.

Por eso es tan importante para la quinta columna de la dictadura que la gente se olvide de todo lo relacionado con aquella ley de 1960 y el fracaso de “la revolución”. Quieren hacer borrón y cuenta nueva para poder beneficiarse con la mezcla de especulaciones y promesas de que ahora “todo es diferente”. Eso sirve de aderezo también para la renovada campaña contra el embargo de Estados Unidos y por la liberación de los cinco espías que ya son tres, temas que se introducen solapadamente en cuanta oportunidad tienen los agentes del régimen en Estados Unidos y en cualquier parte del mundo.

Sin embargo, aunque sus secuaces se refieren al levantamiento del embargo, La Habana no ignora que la Helms-Burton es inexpugnable mientras un Castro esté en el poder, por eso su objetivo inmediato es lograr la autorización para que los ciudadanos estadounidenses puedan viajar a Cuba sin restricciones, así como el acceso del régimen a los créditos, porque ambas acciones darían nuevas entradas de dinero fresco a las raquíticas arcas del gobierno, que cada vez están más quebrantadas por la ineptitud, la ineficiencia y la corrupción generalizada.

A todo ese ambiente de despiste y especulación, como siempre, contribuye una parte de la prensa poco seria, sobre todo en español, que opina sin informarse demasiado sobre los temas correspondientes, y que todavía presenta titulares del tipo de que “Cuba aprueba tal cosa”, o “Cuba condena tal otra cosa” refiriéndose irresponsablemente a “Cuba” en abstracto cuando debería referirse al gobierno cubano.

Porque quienes dirigen esos medios no quieren aceptar, por cobardía, ignorancia o complicidad, que el gobierno cubano ha demostrado durante más de medio siglo que toma las decisiones sin importarle en lo más mínimo lo que piense, desee, o le interese a los cubanos en la Isla, y mucho menos a los casi dos millones de cubanos que, por una razón u otra, residen en el extranjero; y que somos tan cubanos como los miembros del buró político del partido comunista cubano. Y lo expreso de esta manera para no decir que tal vez, en lo relativo a la defensa de la soberanía nacional, podemos ser más cubanos que esa camarilla de corruptos ancianos entreguistas aferrados al poder.

En medio de todo este contexto tampoco faltaron frases sibilinas como esas de que “Cuba” se estaba preparando para abrirse al capitalismo y la inversión extranjera, o de que muchas de las personas adineradas que han visitado Cuba recientemente expresan en privado que “los dirigentes del partido más reacios a la normalización con EE UU han perdido influencia” (y uno podría preguntarse con cuántos de los dirigentes del partido más reacios habrían conversado esas personas adineradas cuando viajan a Cuba), o de que producto de la tensa situación en Venezuela se estaban apresurando en La Habana para aprobar la nueva ley de inversión extranjera, como si la crisis de la economía cubana ya no fuera aguda desde mucho antes que comenzaran en febrero los disturbios en Venezuela.

Sin embargo, como pasa tantas veces en estos casos, algunas cosas comenzaron a saberse con mayor certidumbre cuando el régimen comenzó a filtrar informaciones sobre lo que se estaba discutiendo y aprobando en la Asamblea Nacional.

Cuando empezaron a conocerse algunas de esas noticias filtradas pudo comprobarse, una vez más, que la distancia que separa a algunos “expertos” que les encanta robar micrófonos y cámaras en el sur de La Florida, de los embaucadores de feria, resulta demasiado delgada y estrecha, y que en ocasiones es preferible disfrutar de dibujos animados infantiles que de las proyecciones de determinados personajes de visita en muchos programas de la radiodifusión en español en Miami y sus alrededores. Muchos de esos personajes, sin embargo, no son demasiado proclives a publicar en la prensa escrita, porque escribir coherentemente resulta algo mucho más complicado para ellos que improvisar disparates en transmisiones de radio o televisión.

¿Fracaso, respiro o victoria?

Lo más interesante de este proceso alrededor de la nueva ley de inversiones, tal vez, es que aunque se han repetido decenas y centenares de veces, o quizás hasta miles de veces todo tipo de comentarios y opiniones alrededor de la lo aprobado en La Habana, gracias al portentoso poder de reproducción y multiplicación de información en el ciberespacio, -que van desde profundos y serios hasta regulares, ridículos y absurdos- uno de los aspectos quizás más significativos de la nueva ley ha pasado casi inadvertido para tantas personas.

Se trata del reconocimiento implícito por parte de la dictadura del fracaso de todos los planes y programas económicos de “la revolución”, desde la primera y segunda ley de reforma agraria en 1959 y 1963, el “programa del Moncada”, pasando por aquellas primeras nacionalizaciones masivas de 1960 y la “ofensiva revolucionaria” de 1968 hasta el día de hoy.

Reconocimiento del fracaso que le correspondió hacer público, en primer lugar, a Marino Murillo, miembro del buró político del partido, Vicepresidente del gobierno, y jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución aprobados en el VI Congreso del Partido Comunista de Cuba (tiene más cargos que autoridad), que lo hizo así si nos guiamos por la versión del periódico oficialista Juventud Rebelde:

“Al hacer una comparación con las tendencias mundiales, el Vicepresidente del Consejo de Ministros indicó que en los países que muestran un desarrollo exitoso, la tasa de crecimiento anual ha sido del siete por ciento como promedio, cifra de la cual Cuba ha estado muy alejada.
 
Para crecer es importante lograr incrementos anuales en el país entre el cinco y el ocho por ciento, y esto está muy relacionado con sostener altas tasas de acumulación (es decir, de inversiones), argumentó Murillo Jorge.
 
Cuba necesita, para un crecimiento anual del siete por ciento, mantener ritmos de inversiones de por lo menos el 20 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). Esta tasa de acumulación exige a su vez, para no afectar el consumo de la población, de financiamiento externo”.

Con su lenguaje romo, que no se puede decir que se caracteriza ni por la excelencia de la composición ni de la sintaxis, señaló, según reporta Associated Press:

 “La economía nos hace falta que nos crezca mínimo entre un 5% y un 7%, ese 5% y 7% demanda tasas de inversión anual en el entorno del 20% y eso demanda un financiamiento externo”.
 
“Cuba [o sea, el régimen] necesita de $2,000 millones a $2,500 millones anuales en inversión extranjera directa para llevar adelante su modelo socioeconómico socialista, próspero y sustentable”,

Es decir, según lo que afirma Murillo, que los países que muestran un desarrollo exitoso crecen anualmente a un promedio del 7%, y Cuba debería crecer entre un 5 y un 8% anual para lograr ese crecimiento y alcanzar ese nivel de desarrollo, pero si se miran las cifras de crecimiento de la economía de Cuba no ya en los últimos años, sino a lo largo del más de medio siglo de la llamada etapa revolucionaria, y a pesar de los enormes subsidios recibidos primero de la Unión Soviética y posteriormente de Venezuela, ¿cuántas veces superó el 5% anual?

Entonces, regresando de nuevo a la Ley 890 de 1960, aquella que planteaba demagógicamente que “la obra creadora de la Revolución, en sus múltiples aspectos, está basada fundamentalmente, en el pleno desarrollo económico de la nación”, ahora que se reconoce claramente que sin financiamiento externo no habrá ese abstracto futuro socialista, próspero y sustentable que constituye en nuestros días el nuevo canto de sirenas del neocastrismo, habría que concluir que “la obra creadora de la revolución” ha resultado un fracaso absoluto.  Es decir, que a lo largo de más de medio siglo ha sido una estafa monumental, y un experimento de ingeniería social que, como todos los frutos del voluntarismo y de la falta de libertad, no logra parir más que deformaciones, miserias, y desastres.

Un aspecto que tampoco ha sido señalado convenientemente, y que se ha diluido en la maraña de informaciones, opiniones y comentarios alrededor de la nueva ley, es el señalamiento de Marino Murillo de que la inversión extranjera era un complemento del desarrollo económico del país y de su esfuerzo inversionista, pero que, sin embargo, en algunos sectores sería determinante para el desarrollo que se pretende alcanzar. O sea, la inversión extranjera podrá ser un complemento de forma global en la economía en su conjunto, como ya había adelantado el régimen, pero que sin embargo tendrá carácter fundamental en algunos y no pocos casos.

Pero no fue solamente el señor Murillo quien tuvo que mencionar el fracaso disfrazado de novísima ley inteligente y abarcadora. Al presentar el proyecto de ley a los muy dóciles diputados a la Asamblea, el ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca, en la misma línea, dijo claramente que el país aspiraba a atraer anualmente una cifra entre los $2,000 y $2,500 millones de dólares en inversiones foráneas.

Y resumió el fracaso de la revolución y la problemática actual de la “actualización del modelo” en treinta y dos palabras lapidarias que, sin embargo, la triunfalista prensa oficial no destacó como lo que son, el reconocimiento de la bancarrota total y definitiva del castrismo, pero también del neocastrismo, y quizás hasta para el postcastrismo.

“Si no crece la economía a niveles de alrededor de 7% del Producto Interno Bruto y si no acumulamos entre 25 y 30% para hacer inversiones, no nos vamos a poder desarrollar”.

Por si todo esto fuera poco, diferentes agencias de prensa han recogido estas palabras del llamado “zar de las reformas:

“Se le da prioridad a la cooperativa (no estatal) pero donde quiera que haya inversión extranjera debe estar el Estado para controlar la participación de la fórmula no estatal y los extranjeros... Para que no se produzca una concentración de la propiedad lo que se establece en la nueva ley es que siempre tiene que estar el Estado.
 
Murillo hizo hincapié en que la agricultura será uno de los sectores que se va a priorizar para la inversión extranjera así como la producción de alimentos. Con carácter excepcional se permitirá la participación de empresas cubanas no estatales, prioritariamente las cooperativas.

Todo está muy claro: la agricultura y la producción de alimentos, fracaso permanente de “la revolución socialista de los humildes, por los humildes y para los humildes” durante 55 años, y tema considerado como “asunto de seguridad nacional” durante la era de Raúl Castro, dependerán ahora de “los capitalistas” para funcionar, desarrollarse y alimentar a los cubanos.

Y por si fuera poco el ridículo implícito en esa situación, en estas tareas con esos “capitalistas” podrán participar cooperativas, pero no empresas agropecuarias estatales, porque está claro que no sirven para nada.

Sin embargo, aunque una vez más se demuestra que la producción privada y cooperativa es superior y mucho más eficiente que la estatal, el estado parasitario cubano considera que deberá “controlar” la fórmula no estatal y los extranjeros… nada menos que para que no se vaya a producir una concentración de la propiedad. Es un ejemplo de la naturaleza del alacrán que, como en la fábula, acaba clavando su aguijón incluso en quien se arriesga a ayudarlo a cruzar el río.  

De manera que, por un lado, las empresas estatales agropecuarias son excluidas de las empresas mixtas en las ramas de la producción agropecuaria y la de alimentos, y por otra parte, los pequeños empresarios privados (que el régimen insiste en llamar con el absurdo nombre de cuentapropistas) no pueden asociarse con inversionistas extranjeros. De lo que resulta que las posibilidades de asociación empresarial con extranjeros no se permiten al sector más improductivo e ineficiente de la economía nacional, las empresas agropecuarias estatales (lo cual sí es muy saludable), pero tampoco a uno de los sectores más dinámicos, creativos e innovadores de la sociedad cubana: los cuentapropistas.

Y entonces, si esas son las condiciones de crecimiento y participación que establece el régimen para poderse desarrollar -algo que habría que ver si realmente será así- ¿cómo deberían calificarse los cincuenta y cuatro años de esfuerzos, sacrificios, limitaciones y promesas vacías en aras del futuro luminoso que continuamente proclamaba primero Fidel Castro y después y hasta ahora su dilecto hermano?

¿Qué será del supuesto socialismo próspero y sustentable que ahora promete el régimen de la gerontocracia si, por cualquier razón que sea, la economía no logra crecer hasta niveles de alrededor del 7% del Producto Interno Bruto y la acumulación no se comporta entre un 25 y 30% para realizar inversiones? ¿Aceptar tranquilamente que “no nos vamos a poder desarrollar”? ¿Medio siglo más de período especial? Tal vez la gerontocracia lo pretenda ver así, pero de seguro los cubanos no soportarían una situación de ese tipo.

De manera que el régimen, le guste o no, tiene poco margen de maniobra: la cifra del 7% de crecimiento del PIB y el 25-30% de inversión resulta una coyunda de la que no podrá zafarse fácilmente. Ni la exportación masiva de médicos, ni los subsidios de una Venezuela desfondada por la mala gestión de sus ineptos y corruptos gobernantes, ni las remesas y envíos de los cubanos en el exterior, ni el turismo, el níquel, el azúcar y la biotecnología, y mucho menos el petróleo submarino, demasiado profundo y de difícil acceso, pueden garantizar a La Habana los recursos que necesita imperiosamente.

Así que tendrá que depender de la inversión extranjera -malditos capitalistas- y de cómo funcione la Zona de Desarrollo Especial Mariel y el Puerto del mismo nombre, y ninguna de esas variables garantizan el éxito de manera automática, porque, por el contrario, requieren mucho camino por recorrer, entre el que se incluye, de forma urgente y fundamental, un acelerado cambio de mentalidad de la gerontocracia y su burocracia accesoria, porque de lo contrario las cuentas, simplemente, no cuadran.

Algunos detalles de la nueva ley

Desde La Habana se insiste en las maravillas de la nueva ley y se destacan aspectos que consideran atractivos para los potenciales inversionistas, y otros que tratan de pasar como que de contrabando entre los positivos, aunque no puedan lograrlo. La prensa oficialista destaca los siguientes:

  • Ofrecer garantías al inversionista extranjero, como la debida seguridad jurídica, la no expropiación, excepto por razones de interés social o utilidad pública.
  • En caso de ocurrir expropiaciones, deberán ser compensadas con la debida indemnización.
  • Prorrogar los plazos de la inversión y la libre transferencia al exterior de los dividendos o beneficios.
  • Posibilitar al inversionista la opción de venta de su parte en la asociación, así como facilidades y excepciones tributarias.
  • Reducir hasta el 15% los impuestos por utilidades.
  • La contratación de la fuerza de trabajo se hará a través de entidades empleadoras cubanas.

Ya volveremos sobre algunos de estos aspectos, fundamentalmente el último, referido a que la contratación de la fuerza de trabajo se realizará a través de las llamadas entidades empleadoras cubanas, nombre que sustituye a la palabra “proxeneta”, más de acuerdo para calificar las actividades que realizan tales “entidades empleadoras”

Se mencionó durante la presentación y discusión de la ley que la política inversionista aprobada contiene 34 principios generales y 11 sectoriales, aunque ninguno se detalla en los documentos publicados. Además, se plantea que la promoción de la inversión extranjera se realizará

  • a partir de una amplia y diversa cartera de proyectos
  • por gama de sectores o actividades fundamentales
  • y se potenciará la participación de empresarios de diversos países.

También se señaló que se priorizará la promoción de estas inversiones hacia las zonas especiales de desarrollo, iniciando el trabajo por Mariel, así como orientar la mayor parte hacia sectores de exportación.

Y se plantearon otras tres condiciones de fundamental importancia para el proyecto:

  • adicionalmente la inversión extranjera se dedicará a eliminar los cuellos de botella en la cadena productiva,
  • favoreciendo la modernización y cambio del patrón tecnológico en la economía,
  • así como garantizará la satisfacción eficiente de las necesidades del país con el objetivo de sustituir importaciones.

La prensa extranjera no ha hecho demasiado énfasis en las ramas priorizadas por el régimen con relación a la política inversionista:

  • agrícola y forestal
  • industria alimentaria
  • energía y minas
  • azucarera
  • sideromecánica
  • ligera
  • química
  • electrónica
  • farmacéutica y biotecnológica
  • comercio mayorista
  • salud
  • construcción
  • turismo y
  • transporte.

Hay que destacar que aunque se prohíbe explícitamente la participación extranjera en los servicios de salud y educación a la población, y en todas las instituciones armadas, se hace la salvedad de que esa prohibición de participación de las inversiones extranjeras no se extiende a los sistemas empresariales militares, que sí podrían admitirla.

Hay que decir que en la presentación de la Ley que hizo el ministro Malmierca ante los diputados, para no se dijera que pecó de “falta de objetividad”, señaló que aunque las nuevas posibilidades de negocios ofrecían amplias oportunidades para los inversionistas, también se presentaban algunos obstáculos que habría que tener en cuenta, entre ellos

  • el bloqueo económico
  • la situación del endeudamiento externo
  • errores anteriores cometidos en esa actividad y
  • la escasez de divisas.

Casi nada. Y esa situación de caos y bancarrota es mencionada eufemísticamente como “algunos obstáculos” que habría que tener en cuenta.

Y continuando con la demagogia populista y voluntarista de siempre, para dar idea de que para cada problema el régimen tiene una solución, cuando en realidad sucede lo contrario, que para cada solución el régimen tiene un problema, hizo referencia a cómo se enfrentarían y superarían esos “algunos obstáculos” mencionados, soluciones que, como se verá, quedan todas en el campo de lo abstracto, lo intangible, el voluntarismo y la superficialidad:
 
  • potenciar los aspectos favorables
  • avanzar en el prestigio financiero del país y
  • ganar la confianza de los inversionistas con reglas claras que oferta el nuevo marco legal.

De forma excepcional la nueva legislación autoriza la creación de empresas de capital totalmente extranjero para ejecutar aquellas inversiones cuya complejidad e importancia lo requieran, especialmente para obtener infraestructura industrial, así como para contribuir al cambio de la matriz energética del país a través del aprovechamiento de fuentes renovables de energía. Para esas empresas de capital totalmente extranjero habrá menos incentivos fiscales que para las empresas mixtas entre inversionistas cubanos y extranjeros.

Se pretende también garantizar la participación mayoritaria cubana en las asociaciones con inversionistas extranjeros que se destinen a la explotación de recursos naturales, prestación de servicios públicos, desarrollo de la biotecnología, comercio mayorista y el turismo.

Otros factores favorables presentados por el régimen para mejorar su imagen incluyen insistir en que la nueva ley ofrece garantías al inversionista extranjero, como la debida seguridad jurídica, la no expropiación, excepto por razones de interés social o utilidad pública, y con la debida indemnización, la posibilidad de prorrogar los plazos de la inversión, la libre transferencia al exterior de los dividendos o beneficios, la opción de venta en cualquier momento de su parte en la asociación, así como facilidades y exenciones tributarias.

El dictamen final realizado por el Parlamento después de “discutir” y de, como siempre, aprobar unánimemente la nueva legislación, insiste en supuestos atractivos de Cuba para la inversión extranjera, como serían los que señalaron y que mostramos a continuación, aunque posiblemente esos diputados tendrían que pasar muchísimo trabajo si se vieran obligados a demostrar tales afirmaciones:

  • calificación de los recursos humanos
  • estabilidad sociopolítica
  • seguridad
  • seriedad
  • honrar los compromisos contraídos y
  • política firme de lucha contra la corrupción.
 
La nueva ley vista desde fuera de Cuba

Ni el alboroto triunfalista de la prensa oficialista, ni sus bufones cortesanos y sicarios digitales, ni sus extasiados simpatizantes y agentes en Estados Unidos y el mundo democrático y libre, al que tanto critican al mismo tiempo que disfrutan, podrán sacarle al régimen las castañas del fuego. Tendrá que seguir dependiendo de esos capitalistas extranjeros -que no existirían si en sus países un gobierno como el que hay en Cuba, que odia patológicamente la riqueza que no sea la de la camarilla, les hubiera impedido crecer y desarrollarse. También tendrá que seguir haciendo de tripas corazón con esos tan odiados “gusanos” y “apátridas” que con sus remesas y envíos contribuyen a la existencia de sus familiares y amigos, que la dictadura cubana mata de hambre y abruma con carencias y limitaciones.

Sin embargo, ni aun así las cosas serán color de rosa en el Palacio de la Revolución ni en La Rinconada con esta nueva ley: una cosa es la cantaleta oficialista que publica la prensa domesticada y repiten sus correveidiles por el mundo, y otra la fría realidad del análisis de los inversionistas serios.

Y lo que estos han señalado hasta ahora merece que sea pensado con detenimiento.

En un documentado trabajo de Rolando Cartaya en Martínoticias, se destacan opiniones de personas que han seguido de cerca el tema de las inversiones extranjeras en Cuba y que han manifestado sus criterios y preocupaciones alrededor de la nueva ley aprobada:

En este análisis, Cartaya cita a varios especialistas sobre el tema:

John Kavulich, asesor principal de políticas del Consejo Económico y Comercial Estados Unidos-Cuba:
 
“Lo que han anunciado que van a hacer, ¿parece progresista? Sí. ¿Tiene el potencial para ser progresista? Sí”, dijo Kavulich. “Pero Cuba ha tenido una ley de inversión extranjera desde 1980. Y uno de los problemas ha sido que cuando el gobierno percibe que ha avanzado lo suficiente da marcha atrás y trata de revertir o eliminar las oportunidades que ha presentado a las empresas. Cualquier cambio ahora deberá contemplarse en ese contexto histórico”.
 
“Hay muchos países en el mundo que son mucho más transparentes y que no se relacionan tanto con sus socios y colaboradores como si fueran rehenes”.

​​Kavulich señaló la falta de transparencia legal y procesal como una cuestión clave que afecta el entorno empresarial en Cuba. Enumeró entre algunos de los principales desafíos que las empresas extranjeras enfrentan en la isla
 
·               la repatriación de las ganancias,
·               el arbitraje de conflictos y controversias, y
·               las regulaciones que disponen que la contratación de personal cubano se  
        haga a través de una agencia gubernamental de empleos”.

Hace referencia el artículo también a Andrew MacDonald, director y ejecutivo principal de Esencia Group. Su compañía planea construir en Cuba plantas de energía obtenida de la biomasa, para lo que se ha integrado en una empresa mixta con otra del Ministerio del Azúcar de Cuba.

“Hay algunos factores peculiares… Puede ser un poco burocrático a veces, pero el país se está desenvolviendo económicamente en la dirección correcta”.

“Uno de los problemas en Cuba es que no es tan fácil como comprar la gallina para que ponga los huevos. Se necesita hacer mucho trabajo preparatorio e invertir muchos recursos antes de que una empresa mixta sea aprobada, y solo entonces puede uno empezar realmente a trabajar".

“Las oportunidades son enormes, porque Cuba es un país rico en recursos naturales… respeto a los cubanos por sus capacidades técnicas y su recursividad”.

John McAuliff, director ejecutivo de una organización no lucrativa que aboga por relaciones más cálidas entre Estados Unidos y Cuba, Fund for Reconciliation and Development:

“En una situación de transición en la que no todas las reglas ni todas las leyes están claras, uno se puede meter en problemas con la ley por extralimitación, o codicia, o ignorancia” (…) “Ha habido problemas serios con empresarios que han tratado de tomar atajos y han terminado enfrentando cargos criminales en Cuba”.

Además, Cartaya recoge el criterio de Robert L. Muse, abogado que se especializa en leyes de Estados Unidos aplicables a Cuba:

“Yo exhortaría a [el gobierno de] Cuba a ir rápidamente de lo general a lo altamente específico.
 
• ¿Cuáles son los plazos?
• ¿Cómo son los procesos de aprobación?
• ¿Cómo se van a hacer respetar?
 
Luego, pasar a la especificidad de la elaboración de normas y reglamentos” (…) “No bastará con hacer pronunciamientos generales de que Cuba está buscando ahora inversiones extranjeras. Algunas preguntas tendrán que ser preventivamente respondidas”.

“Este es un país que se está abriendo a la inversión extranjera después de 60 años de hibernación en ese sector. Quien invierta estará prácticamente abriendo el camino, pero ello entraña riesgos”.

Si opiniones como estas no se tienen en cuenta, es difícil creer que se está analizando en serio la nueva ley de inversiones.

Otro aspecto importante a señalar sobre la ley tiene que ver con la existencia de las llamadas entidades empleadoras, que el vespertino oficialista Juventud Rebelde define de esta manera:

“Entidad empleadora: entidad cubana con personalidad jurídica facultada para concertar con una empresa mixta o de capital totalmente extranjero, un contrato mediante el cual facilite a solicitud de esta los trabajadores necesarios, quienes conciertan sus contratos laborales con dicha entidad. Según los debates realizados durante la discusión de esta ley, y preocupaciones reiteradas entre los parlamentarios cubanos, se ha enfatizado en que estas entidades empleadoras tienen un fin facilitador, no recaudatorio, por lo que solo podrá retener para su funcionamiento una pequeña parte de los salarios de los trabajadores, quienes recibirán el pago en moneda nacional”.

Este sencillo párrafo que pretende realizar aclaraciones sobre el tema encierra también dos trampas sustanciales, una que tiene que ver con la incompetencia e inutilidad de las empresas estatales cubanas, y otra se relaciona con el enfoque sistemático del totalitarismo cubano de reducir a sus trabajadores, que supuestamente son los dueños de todo, a condición de no-personas para favorecer los intereses del Estado contra los de los individuos.

Veamos esas dos trampas, aunque no necesariamente en orden de importancia:

Una trampa es aceptar que esas entidades tengan “un fin facilitador, no recaudatorio, por lo que solo podrá retener para su funcionamiento una pequeña parte de los salarios de los trabajadores”. Tal vez eso sea claro en otro lugar, pero con la proverbial ineficiencia de las empresas estatales cubanas, ¿qué porcentaje de ingresos necesitará esa entidad empleadora estatal para poder funcionar, porcentaje que reducirá los ingresos de los trabajadores contratados?

La segunda es dar como válido que los trabajadores cubanos contratados por las entidades empleadoras recibirán sus salarios en moneda nacional, es decir, en pesos cubanos (CUP). Sin embargo, es sabido que los inversionistas extranjeros deben pagar el salario completo de sus trabajadores a tales entidades empleadoras estatales en moneda fuerte, sean divisas internacionalmente reconocidas o en pesos cubanos convertibles (CUC), al menos mientras exista la doble moneda en el país.

Y la pregunta que se desprende de esta situación es muy concreta: ¿a qué tasa de cambio se calculará la conversión del pago de los inversionistas extranjeros a los empleados cubanos? ¿A la tasa del mercado y las Casas de Cambio del gobierno (CADECAS), que en la actualidad es de 1 CUC = 24 pesos cubanos (CUP), o a la tasa de 1 CUC = 1 CUP, como hace hasta ahora, o quizás a una tasa arbitraria que el régimen podría establecer o modificar cada vez que le diera la gana?

Aunque el gobierno ha asegurado en su prensa domesticada que los trabajadores de las empresas extranjeras o mixtas ganarían más que el salario mínimo que se establezca, eso no quiere decir que se les pagaría lo que verdaderamente les corresponde. Ese es uno de los problemas pendientes a dilucidar cuando se conozca la reglamentación de la ley y durante su implementación, que solamente podrán irse conociendo poco a poco, en la medida que la información vaya apareciendo, pero que será fundamental para poder entender la forma en que funcionará la ley y su verdadero carácter con respecto a los trabajadores cubanos.

Perspectivas de éxito de la nueva ley

No se conocen todavía los reglamentos que instrumentarán la ley, que pueden establecer la diferencia entre el éxito y el fracaso de la nueva legislación. Aunque los resultados finales de su aplicación no dependerán exclusivamente de lo que aparezca escrito en los documentos, porque la efectividad de la actividad de dirección y gestión de la economía en su conjunto y de las diferentes unidades por separado resulta tan influyente o más que lo que puedan pesar los reglamentos e interpretaciones de la ley.

Un economista tan experimentado como el cubano Carmelo Mesa-Lago, profesor emérito de la Universidad de Pittsburg, en Estados Unidos, señaló oportuna y claramente que “el test de la ley es cómo se va a implementar en la práctica”, simplificando con esas pocas palabras lo que tiene por delante la dictadura para poder lograr los resultados que espera con la nueva legislación.

De la misma manera, como bien señaló un especialista americano anteriormente citado en el mencionado trabajo de Rolando Cartaya, para el eventual éxito de la nueva ley “serán claves la especificidad de los términos y la claridad del proceso”, algo similar, con otras palabras, a lo señalado por Mesa-Lago. Ese especialista norteamericano fue muy preciso: “No bastará con hacer pronunciamientos generales de que Cuba está buscando ahora inversiones extranjeras. Algunas preguntas tendrán que ser preventivamente respondidas”.

No debe olvidarse, tampoco, que a pesar de toda la alharaca del régimen con la ley de inversión extranjera, la Zona de Desarrollo Especial Mariel ofrece condiciones mucho más atractivas a los inversionistas extranjeros que las que ofrece la nueva ley aprobada el pasado 29 de marzo en La Habana para el resto de la Isla. De manera que la cúpula gobernante tendrá que balancear con mucha inteligencia, sentido común y claridad estratégica la orientación de las inversiones extranjeras cuando pretenda, como ha dicho, dirigir esfuerzos hacia la infraestructura industrial del país y sectores como las redes alternativas de energías renovables, puesto que ninguna de estas dos vertientes se llevaría a cabo en la Zona de Mariel.

Aunque la torpe estrategia de “sin prisa pero sin pausa” no lo propiciaría no se debería descartar tampoco la creación de nuevas zonas de desarrollo especial en otras regiones costeras del país, como Cienfuegos, Matanzas, Santiago de Cuba y otro puerto de importancia de la costa norte en el oriente del país. A la larga, ese esquema lo llevaron a cabo los chinos y les ha dado resultado, sin perder ni una pizca del poder político, que es lo que le quita el sueño a la gerontocracia y la burocracia parasitaria.

Cuba, como todos sabemos, se ha dirigido desde 1959 como si fuera un “fincamento”, es decir, como una peculiar combinación de finca castrista de Birán y campamento militar tropical, pero aun suponiendo que todo el proceso preparatorio para la elaboración y aprobación de la nueva ley de inversiones extranjeras haya sido llevado a cabo en un marco de “democracia partidista”, sin que se hayan presentado dificultades, desacuerdos o errores fundamentales y se haya logrado como resultado un producto casi perfecto o excelente, la forma en que se gestione y se aplique en la vida diaria la dinámica que surgirá producto de esta ley tendrá resultados decisivos para el éxito y el fracaso de la misma.

Y todos sabemos que la gestión de la economía nacional y empresarial durante más de medio siglo de “revolución” cubana no se ha caracterizado ni por la excelencia del resultado ni por la optimización de los procesos, sino por la improvisación, la mamarrachada, el caos y el voluntarismo. ¿Ahora sería diferente, simplemente por la importancia de la nueva ley y lo complejo de la situación? Los ingenuos y los híper-optimistas harían bien en preguntarse cuánto tiempo hace que Raúl Castro proclamó que el país estaba al borde del abismo y que era imprescindible cambiar, y ya se conocen los resultados.

Ya vimos, también, que algunos factores “políticos” sustituirían a elementos “técnicos” en determinadas decisiones, como la aprobación puntual y caso por caso de los cubanos residentes en el exterior que buscarían aprobación para invertir en la Isla, lo que depende de que se “porten bien” en sentido general, y hasta se les podría exigir determinadas acciones específicas en algunos casos que resultarían de beneficio para el régimen. Dejo bien claro, para que no existan confusiones, que no me refiero a que la dictadura intente reclutar como agentes a los eventuales inversionistas cubanos residentes en el exterior, ni tengo ningún derecho a suponer eso simplemente porque algún compatriota estuviera interesado a ir a invertir (podría decirse ir a apostar) su dinero en Cuba.

Para tratar de entender mejor los eventuales peligros en los resultados del funcionamiento de la nueva ley, pongamos por caso el compromiso de dar respuesta a las solicitudes de los inversores en 45 ó 60 días, en dependencia del nivel de complejidad y aprobación de las solicitudes, que puede situarse en órganos de la Administración Central del Estado (45 días) o en el Consejo de Ministros (60 días).

Tal vez las primeras solicitudes se aprobarán o rechazarán con celeridad, incluso habrá casos donde la respuesta llegue antes de los cuarenta y cinco o sesenta días requeridos, pero lo importante será cuando pase la euforia inicial de estos primeros tiempos y las cosas vuelvan a la rutina, a esa velocidad y estilo que en inglés se conoce como “business as usual” y que muchos sabemos cómo funciona en Cuba y que se llama “lo de siempre”.

¿Cómo reaccionará el inversionista extranjero ante una demora de estos plazos? ¿Tendrá paciencia para comprender que se encuentra en Macondo y que tal vez le convendría esperar un poco más? ¿O pensará como el especialista americano citado anteriormente cuando dijo que “hay muchos países en el mundo que son mucho más transparentes y que no se relacionan tanto con sus socios y colaboradores como si fueran rehenes”, y partirá a buscar otras oportunidades en otros lugares?

¿Y cómo reaccionarán los inversionistas extranjeros cuando comprueben en la práctica la forma en que tienen que depender de las llamadas entidades empleadoras estatales? En abstracto puede no parecer tan macabro ese proyecto, pero cuando el inversionista se detenga a pensar que él asume el riesgo y pone el capital, pero que no puede decidir cuáles trabajadores contrata y cuáles no, podría pensar, con razón, que lo están manipulando.

Más aún, si aceptara esa bochornosa regla del juego que establece el régimen, tan pronto como ese inversionista aprenda -lo que no demorará- cuáles son los procedimientos de idoneidad que utiliza la entidad empleadora estatal para seleccionar o rechazar la mano de obra con que podrá contar el que trae su capital del extranjero, comenzará a sentirse muy mal por tener que participar en un mecanismo infame como ese, o a tener que sentirse cómplice por aceptar que así funcionen los negocios en pleno siglo 21 sin que él haga nada por evitarlo.

O cuando pretenda de buena fe funcionar con el criterio de la adquisición preferente de bienes y servicios en el mercado nacional si estos son ofrecidos en iguales condiciones de calidad, precio y plazos de entrega a las del mercado internacional, y compruebe que es prácticamente imposible que ese tan sui géneris mercado nacional cubano sea capaz de ofrecerle bienes y servicios en iguales condiciones que el mercado internacional, y no le quede más remedio que pensar “I’m sorry” y dirigirse al mercado extranjero para poder mantener el funcionamiento adecuado de su empresa, porque el mercado nacional no está en condiciones de garantizárselo.

De manera que habrá que esperar para ver 1) cómo se desarrollan los acontecimientos y cómo actúa el régimen en la aplicación de la nueva ley y la gestión de la economía; 2) cómo se manejan las relaciones con los “cubanos de ultramar”, que al igual que aquellos “chinos de ultramar” podrían ser una fuente importante de capitales si no se les impusieran lastres políticos para invertir, como hizo Deng Xiaoping con los chinos en el continente, y 3) cómo desde La Habana se manejan las complejas relaciones con Estados Unidos y la Unión Europea, que son las únicas fuentes sustanciales que verdaderamente pueden aportar los capitales que necesita el régimen para su subsistencia.

Ya que hablamos de chinos, finalicemos estonces, prediciendo el futuro de la nueva ley de inversiones en la Isla, con la, que muchos presentan como clásico y antiguo proverbio chino y que nuestro colega Antonio Arencibia, desde La Coruña, aclara que se trata de una profunda frase del físico danés Niels Bohr:

Es muy difícil hacer predicciones, sobre todo cuando se trata del futuro.
 
Sin embargo, si mencionamos a Bohr, puede venir muy bien otra idea suya que sirve perfectamente para retratar a los personajes del castrismo y el neocastrismo:

Un experto es un hombre que ha cometido todos los errores posibles en una materia muy concreta”.

Si eso es así, ¿quién puede ser más experto que los hermanos Castro para dirigir la aplicación de la nueva ley de inversión extranjera, si ellos acumulan más de medio siglo de barbaridades dirigiendo el país, y han cometido todos los errores posibles en todas las materias posibles?

Share/Bookmark
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

"Hablame"

"EN TIEMPOS DIFÍCILES" - Heberto Padilla

A aquel hombre le pidieron su tiempo

para que lo juntara al tiempo de la Historia.

Le pidieron las manos,

porque para una época difícil

nada hay mejor que un par de buenas manos.

Le pidieron los ojos

que alguna vez tuvieron lágrimas

para que contemplara el lado claro

(especialmente el lado claro de la vida)

porque para el horror basta un ojo de asombro.

Le pidieron sus labios

resecos y cuarteados para afirmar,

para erigir, con cada afirmación, un sueño

(el-alto-sueño);

le pidieron las piernas

duras y nudosas

(sus viejas piernas andariegas),

porque en tiempos difíciles

¿algo hay mejor que un par de piernas

para la construcción o la trinchera?

Le pidieron el bosque que lo nutrió de niño,

con su árbol obediente.

Le pidieron el pecho, el corazón, los hombros.

Le dijeron

que eso era estrictamente necesario.

Le explicaron después

que toda esta donación resultaria inútil.

sin entregar la lengua,

porque en tiempos difíciles

nada es tan útil para atajar el odio o la mentira.

Y finalmente le rogaron

que, por favor, echase a andar,

porque en tiempos difíciles

esta es, sin duda, la prueba decisiva.

Los Aldeanos: "El Socialismo en Tiempos del Colera: Toda Una Nación"

Etiquetas

"Reflexiones" de Fidel (17) 1984 (1) 2010 (8) 2011 (8) 2012 (11) 2013 (23) 2014 (4) 3-D (22) 4-D (1) 911 (44) aberraciones (1) aborigenes (2) Aborto (11) Abuso (6) Abuso infantil (5) Abuso Sexual (6) academia (46) academia cubana (168) Accidentes (148) activismo politico (9) activismo social (1) activista digital (3) actor Cuba (7) actrices (12) actrices cubanas (10) Actualidad (2) Acueductos y alcantarillados (11) Acuerdos militares (1) Adan Chavez (3) Adeiny Hechavarria (1) adn (4) Aduana (7) aeropuertos (3) Afectaciones (3) Afganistan (129) Afganistan-EEUU (13) Africa (21) Agencia de Seguridad Nacional (12) Agencias de noticias (2) agenda 21 (2) Agenda de Raul (30) Agentes (25) Agentes cubanos en el exterior (95) agentes de influencia (30) agentes en el exterior (11) Agitadores (1) Agricultura (135) agua (2) Agua potable (23) Ahmadinejad (9) Ahmadineyad (4) Ai Weiwei (3) Ai Weiwie (2) ajedrez (11) Al Gore (1) al jazeera (16) Al Qaeda (147) Al Yazira (1) alan gross (141) Alarcon (13) Alaska (4) ALBA (69) albania (4) Albert Camus (1) ALCA (1) Alcholismo (6) Alcibiades Hidalgo (3) alcoholismo (18) Alejandro Armengol (4) Alejandro Castro Espin (15) Alemania (61) alex jones (78) alexei ramirez (1) alexis cuba (1) alexis vila (9) alfa 66 (1) alfredo guevara (4) Alfredo Pong (70) algeria (5) Aliados (3) Alimentacion (90) Alimentos (235) alina fernandez (9) Alinsky (2) Allende (9) Alvarez Guedes (2) alvaro vargas llosa (1) alz (1) Alzados (2) alzheimer (6) amaury gutierrez (1) amazonas (2) ameh (1) Amenazas (1) America (12) America Latina (16) american dream (1) Amistad (1) Amnistia (1) Amnistia Internacional (11) amor (4) Ana Belen Montes (10) Ana Frank (1) Analisis economico (111) Analisis politico (218) analisis social (19) anarquismo (6) ancianos (35) andre malraux (1) andrei sajarov (3) Andrew Breitbart (4) Andy Garcia (3) Angel Castro (4) Angel Santiesteban (17) Angela Merkel (7) Angelina Jolie (6) Angola (12) Animales (202) anita ekberg (1) anna chapman (8) Anonymous (7) ANPP (7) Antartica (7) Antenas (2) anticapitalismo (2) Anticastrismo (61) antichavistas (1) antigravity (1) Antiguedades (4) Antimotines (1) antisemitismo (2) Antonio Castro (6) Antonio Rodiles (27) antrax (2) Antropologia (27) Antunez (87) Apertura (1) apple (3) Arabe (6) Arabia Saudita (34) Archivo Cuba (2) argelia (8) Argentina (32) Arianna Huffington (1) Ariel Sigler Amaya (5) Armamentismo (16) Armando Lago (1) Armas (246) armas biologicas (1) armas de destruccion masivas (5) armas laser (6) armas nucleares (186) armas quimicas (8) Armenia (1) Aroldis Chapman (14) arqueologia (11) Arquitectura (13) Arquitectura cubana (28) arroz (3) arte (72) arte cubano (39) Arte. Cuba (11) Artico (13) artistas cubanos (24) Artistas y Escritores cubanos (30) Arturo Lopez-Levi (7) Asamblea Nacional (45) Asesinatos (56) Asignacion (1) asilo (3) asistencia social (1) Asteroides (8) astrobiologia (11) Astrofisica (29) Astronautica (129) Astronomia (103) Ataque cibernetico (29) atares (1) ateistas (1) Atentado (4) Aung San Suu Kyi (11) Australia (27) austria (2) Autismo (9) Autos (105) Aviacion (228) Aviones cubanos (8) Awareness (1) Ayuda a las victimas (37) ayuda externa (3) Azerbaijan (4) Azucar (19) bacardi. Cuba (3) bahamas (12) bahrein (20) ballet (1) Ballet Cubano (25) Balseros (129) bancarrota (6) Banco Mundial (11) Bancos (104) bandas juveniles (5) bangladesh (4) Barack Obama (1359) Barbarroja (4) barcos (61) barhein (3) barquin (1) Barthelemy (2) Bashar al Assad (8) Bashar Assad (2) Batista (4) BBC (5) belarus (5) belgica (10) belice (1) bellator (41) bellator. hector lompard (1) Benemelis (8) Benjamin Netanyahu (4) Benoit Mandelbrot (2) berlusconi (3) Berta Soler (39) bielorusia (5) bienestar (1) Bieolorusia (4) bilderberg (8) Bill Clinton (14) Bill Gates (5) Bill O'Reilly (96) bimillonarios (6) Biocombustibles (3) Bioetica (1) biologia (2) bionica (3) Biotecnologia (14) Bioterrorismo (6) birmania (10) Bitcoin (12) black (6) Black Power (23) blogguer (15) Blogoestroika (8) Blogs (59) Blogs cubanos (317) Blogs ranking (4) Blogs-premios (5) bloguer (5) Bloqueo (8) Bloqueo interno (2) bob dylan (3) bob marley (2) Bob Menendez (2) bobby fisher (3) Bodega cubana (1) body language (1) boing boing (2) Bolivia (39) bolsa (25) bonzo (1) bosnia (3) Boxeadores cubanos (204) Boxeo (178) Boxeo cubano (168) Bradley Manning (10) Brasil (73) Brian Latell (6) brigada 2506 (11) Bruno Rodriquez (2) Budismo (1) bulgaria (7) Burma (1) Buro Politico (1) burocracia (3) CaCastrismo (1) Cachao Lopez (1) Cadecas (5) Calle 13 (1) Cambio climatico (65) Cambio de sexo (11) Cambios (58) cambodia (4) Camerun (1) Camilo Cienfuegos (6) Campesinos (29) Canada (542) Canada-China (5) Canal de Panama (2) canal de suez (2) Canarias (9) cancer (58) candada (1) Candidatos a la Presidencia (2) canibalismo (1) cannes (1) cantantes (9) cantantes cubanos (12) Caos (13) capital (1) Capitalismo (13) Carceles (71) Carceles cubanas (175) Cardenal Bertone (2) Carl Sagan (2) Carlos Alberto Montaner (58) Carlos Marx (9) Carlos Otero (4) Carlos Saladrigas (15) carlos salim (1) carlos varela (3) Carmelo Mesa-Lago (10) Carnavales (1) Carne (1) carter (22) Casa Blanca (35) Casa de Fidel (16) casinos (3) caso uci (6) Castillo del Morro (1) Castrismo (463) casualidades (5) Catastrofismo (14) Cato Institute (2) Causa 1 (6) Causas de su enfermedad (4) Cayo Coco (1) CEA (6) Ceasescu (6) Celac (51) Celebridades (218) celia cruz (1) Celia Hart (2) celulares (12) Celulas madres (8) Censura (40) Censura en internet (150) central nuclear (8) Centro de estudios de la inteligencia cubana (3) cerebro (52) certificado de nacimiento (13) chantaje (7) Chavez (523) chavismo (36) Che Guevara (72) Chechenia (9) Chelsea Clinton (1) Chernobil (19) Chicago's boys (1) Chile (76) China (475) China ejercito (3) China-Rusia (2) China-Tibet (19) Chinos (2) Chipre (5) Chismes (1) Chivatos (8) chocolate (1) Choteo (6) Chris Simmons (73) Christmas (1) Chuck Hagel (15) CIA (149) ciber espionaje (33) Ciberactivismo (14) Ciberataques (44) cibersecurity (46) Ciencia (50) ciencia-ficcion (1) Ciencias (324) Ciencias y Politica (20) cine (163) Cine Cubano (148) circulacion monetaria (5) Cirque du Soleil (1) ciudadanos (4) ciudades (15) Clase Media (2) Clases sociales (4) Claudia Cadelo (7) Clima (25) cnn (18) coalicion (5) Cobalto (1) coca (2) cocacola (2) Cocaina (6) cocina (2) colaboracionistas (38) Colaboradores y agentes en el exterior (337) Colaborares y agentes en el exterior (31) Colin Powel (3) Colombia (82) Combustibles (5) comercio (4) Comercio Exterior (27) comercio internacional (27) comercio sexual (8) Comida cubana (3) competitividad (6) complejidad (2) Computacion (31) computadoras (20) comunicacion (5) Comunismo (84) comunistas (50) conceptos (1) condicion humana (4) Condoleezza Rice (1) conducta humana (39) Conflicto (1) Conflicto Colombia-Venezuela (5) conflicto colombia-venezuela-ecuador (21) conflicto cuba-estados unidos (19) Congo (2) consecuencias (1) Consejo de Estado (3) Conservadores (12) Conspiracion (458) conspiranoia (36) constitucion (27) Construccion (51) consules cubano (1) Consumo (2) Contaminacion ambiental (67) Contrabando (6) Contrainteligencia (100) contrarrevolucion (1) contraterrorismo (4) Control de Armas (64) Control Social (34) cookies (1) cooperacion economica (2) cooperativas (11) Coraje (2) Corea (6) Corea del Norte (222) Corea del Norte - Corea del Sur (2) Corea del Norte-Cuba (39) Corea del Norte-EEUU (35) Corea del Sur (38) Corporacion Cubana (1) corporaciones (8) Correa (21) Corrupcion (349) costa de marfil (5) costa de oro (1) Costa Rica (11) Costo de Vida (2) creatividad (4) Creditos (25) crimen organizado (1) Crimenes (106) Criminales (34) Criminales en Cuba (22) Crisis (18) Crisis de Octubre (36) Crisis economica (153) Crisis financiera (277) Crisis mundial (38) crisis politica (8) Cristina Fernández de Kirchner (2) critica social (2) Criticas (1) croacia (2) Cruceros (5) Cub (2) Cuba (8264) Cuba - Remesas de dinero (35) Cuba Ante Todo (1) Cuba crisis (65) cuba economia (18) Cuba ideologia (5) Cuba Independiente (1) Cuba politica (9) Cuba turismo (142) Cuba-Agricultura (59) Cuba-Argentina (8) cuba-biotecnologia (6) cuba-brasil (81) Cuba-Canada (180) cuba-china (49) Cuba-Colombia (19) Cuba-Corea del Sur (2) Cuba-demografia (15) Cuba-Deportes (19) cuba-ecologia (28) Cuba-Economia (8) Cuba-Educacion (20) Cuba-empleo y desempleo (60) cuba-es (1) Cuba-España (203) Cuba-Estados Unidos (1594) Cuba-Estados Unidos-Canada (15) Cuba-Estados Unidos-Rusia (18) Cuba-Estados Unidos-Union Europea (6) cuba-estados unidos-union sovietica (11) Cuba-eta (8) Cuba-Etiopia (3) Cuba-Exportaciones (22) Cuba-Farc (13) Cuba-Google (9) cuba-holanda (6) Cuba-Ideologia (4) Cuba-India (6) cuba-inglaterra (8) Cuba-internet (98) Cuba-Iran (16) Cuba-Iso (1) Cuba-Medicina (71) Cuba-Medio Oriente (5) Cuba-Mexico (41) Cuba-narcotrafico (19) Cuba-Obama (27) cuba-onu (65) Cuba-Opinion publica (1) Cuba-Prensa-Ideologia (16) Cuba-Qatar (2) Cuba-reformas (35) Cuba-Reino Unido (3) Cuba-Rusia (76) Cuba-Rusia-Estados Unidos (10) Cuba-Rusia-Venezuela (4) Cuba-Sida (11) Cuba-sospechas y miedos (4) Cuba-Sudafrica (1) Cuba-terrorismo (30) Cuba-turismo (2) Cuba-Tv (4) Cuba-Union Europea (76) Cuba-Union Sovietica (8) Cuba-Union Sovietica-EEUU (5) Cuba-Uruguay (8) Cuba-Vaticano (102) Cuba-Venezuela (284) Cuba-venezuela-rusia (4) Cuba-violencia (13) Cuba-Yahoo (1) Cuba: Identidad nacional (4) cubadebate (3) Cubaencuentro (1) Cubalse (1) Cuban study group (4) cubana de aviacion (20) cubanalisis (72) Cubanicidios (1) cubano-americanos (23) Cubanologia (10) Cubanologos (45) Cubanos (18) cubanos en el mundo (74) Cubanos en MMA (2) Cubaq (1) CubaResponde (2) Cubq (1) CUC (23) cuentapropistas (164) Cuentas Nacionales (2) Culto a la personalidad (3) Cultura (35) Curiosidades (482) Cuva (1) Daguestan (1) dalai lama (15) dalia soto (3) damas de blanco (255) daniel ortega (8) Danza (8) Darsi Ferrer (4) Davos (2) Dayron Robles (11) debate de raul (2) Debate Politico (5) Deborah Castro Espin (1) Declaracion de Estados Unidos (3) Delfin (2) Delincuencia juvenil (3) demanda (3) Demandas populares (1) Democracia (156) Demografia (17) denuncia (1) Departamento de Estado (21) Deportacion (46) Deporte (181) deporte cubano (105) deporte profesional (16) deportistas cubanos (35) Derechos Humanos (432) Derribo de Avionetas (5) desalojos (5) desaparecidos (7) Desarrollo cientifico-tecnico (47) Desarrollo-Subdesarrollo (24) desastre ecologico (30) desastre nuclear (119) Desastres (32) Desastres naturales (130) Desde aqui (1) desempleo (27) deserciones (14) Deserciones de deportistas (127) desnudos (6) Desperanza (1) destierro (4) Destruccion (5) deuda (55) Deuda Exterior de Cuba (34) Deuda externa (11) DGI (220) Dialogo con Raul (1) Dialogo Nacional (1) Dialogo Politico (8) Dialogueros (9) diamantes (1) diana krall (1) Diana Nyad (3) Diaz-Balart (2) Dick Cheney (1) Dictadores (90) dictadura (16) Dictaduras (54) dilma rouseff (23) dinamarca (2) dinastias (1) dinero (24) Diosdado Cabello (25) diplomacia (22) diplomaticos cubanos (36) discapacitados (31) Discrepancias (1) Discriminacion (2) Disidencia (164) Disidentes (962) Distribucion (1) Divisas (10) Djibouti (1) Djokovic (2) doble moral (2) doctrina militar (2) Documental (97) Documental cubano (71) Dolar (11) Donaciones (22) donald trump (12) doping (5) Dr. Antonio de la Cova (1) Dr. Antonio Morales-Pita (1) Dr. Biscet (14) Dr. Darsi Ferrer (19) Dr. Francia (2) Dra. Molina (6) drogas (96) dronenet (1) drones (63) Dualidad monetaria (6) dubai (1) dulce maria loynaz (4) Duque Hernandez (5) Dyron Robles (2) e (1) E-commerce (1) Ebay (5) Ebola (1) ebooks (2) Ecologia (58) Economia (156) Economia Canadiense (13) Economia China (42) Economia Cubana (327) Economia mundial (72) Economist (1) Economistas cubanos (13) Ecuado-Estados Unidos (2) Ecuador (73) Ecuador-Estados Unidos (2) Educacion (35) Edward Snowden (62) EEUU (2) EEUU Congreso (145) EEUU desintegracion (2) EEUU Economia (67) EEUU Gobierno (57) EEUU senado (107) EEUU-China (49) EEUU-Japon (2) EEUU-Mexico (19) efecto domino (2) efectos (1) Egipto (174) Einstein (8) ejecutivos (2) Ejercito (84) ejercito britanico (1) ejercito canadiense (6) ejercito cubano (46) Ejercito norteamericano (215) Ejercito norteamericano Iraq (9) Ejercito norteamericanoIslamismo (2) Ejercito Rebelde (8) ejercito ruso (12) ejercito venezolano (14) El caso Marquitos (1) El Chacal (3) El Coran (5) El Grupo de Raul (24) El Guaton (22) El Pais (3) El Papa (104) El Salvador (9) El Sexto (7) Elecciones (135) Elecciones en Cuba (64) elecciones en estdos unidos (3) Elecciones en EU (206) electronica (1) Elena Burke (1) Elian (11) Eliecer Avila (29) Elite (5) email (9) embajadas cubanas (4) Embargo (545) Emigracioin (20) Emigracion (77) Emigracion cubana (1230) emigracion ilegal (50) Emigrantes ilegales (43) emilio ichikawa (127) EMP ha (1) Empleo (18) Emprendedores (13) empresarios (5) empresas (24) Empresas extranjeras en Cuba (33) Encuesta de opinion (31) Energia (35) energia electrica (27) Energia nuclear (87) energia termonuclear (1) Energias renovables (29) enfermedades (74) enfermos (7) Enjuiciamiento (1) Enrique Dans (1) Enrisco (13) Entrenamiento militar (1) entretenimiento (6) envejecimiento (3) envios a Cuba (9) epidemias (50) equality (1) Eric Holder (10) erick sanchez (2) erislandi lara (2) erislandy lara (13) Ernesto Diaz de Villegas (1) Ernesto Hernandez Busto (2) erotismo (18) escambray (3) escandalo (36) esclavitud (2) escocia (1) Escritores cubanos (94) escuadron patriota (8) escuelas (5) Eslovaquia (1) Espacio Laical (1) Espana (9) España (144) Especulacion (1) Espias (41) espias cubanos (88) Espias cubanos presos (148) Espinaxiones (23) Espionaje (93) espionaje industrial (11) estacion internacional (1) estadisticas (22) Estado (7) Estado de Sats (16) Estado de sitio (1) estados (1) Estados Unidos (1337) estados unidos crisis (110) Estados Unidos economia (86) estados unidos gobierno (40) Estados Unidos-Canada (35) Estados Unidos-China (4) Estados Unidos-Rusia (62) estanflacion (1) Esteban Lazo (1) Esteban Morales Dominguez (4) esteroides (1) estonia (1) estrategia (3) estrategia militar (3) estudiantes extranjeros (8) Estudios Cubanos (2) estulin (1) Estupideces (281) Eta (8) Etanol (4) Etica Politica (3) Etica y moral (9) Etnologia (2) EU (2) eu senado (3) Eugenio Yáñez (43) euro (4) Europa (66) Europa del Este (1) Eusebio Leal (11) eutanasia (4) Eva Braun (2) evacuacion (1) evasion fiscal (1) Evo Morales (37) evolucion (18) ex paises socialistas (1) excarcelados (1) Exili (1) Exilio (8) Exilio cubano (102) Exodo cubano (5) explosion nuclear (3) Explotacion del trabajo infantil (2) Exportaciones (11) expropiaciones (5) extranjeros (6) extrema derecha (6) extremistas (59) F1 (3) facebook (67) fallas de internet (9) Familia (37) familia cubana (6) Famosos (2) Far (26) Farc (81) fascismo (4) FBI (115) federico garcia lorca (1) Felicidad (4) Felix Bonne Csarcasses (1) Feria del Libro (1) ferry (1) Fertilizantes (1) Fidel (838) Fidel Castro (8) Fidel familia (54) Fidel reflexiones (4) Fidel-Estados Unidos (2) Fidelistas (1) Fidelito (8) fiji (1) filipinas (11) Filosofia (21) Finanzas (77) Finlandia (3) first nation (4) fisica (27) Fisin (1) FIU (9) flamur (5) Flash usb (1) flora (1) Florida (52) FMI (9) Fnca (9) Fondos de inversion (20) forbes (9) Foreign Policy blog (3) Formula 1 (1) Foros cubanos (1) Fortuna de Fidel y Raul (5) Fotografia (114) fran (1) Francia (54) Francis I (14) franco (2) Frank Delgado (1) François Hollande (1) Frases celebres (3) Fraude (111) fraude electoral (40) fraude fiscal (2) freddi roche (1) Frente de Resistencia Civica OZT (6) Friedrich Hayek (4) frontera (9) Fuerza de trabajo (23) fukushima (9) Fusilamientos (12) futbol (2) Futbol cubano (8) Futuro (26) G.W. Bush (8) G2 (7) G20 (3) G7 (2) g8 (4) Gabo (5) Gabriel Garcia Marquez (7) gaddafi (136) Gaesa (2) Galicia (3) Gallegos (1) Gamboa (23) Ganaderia (7) Ganado (3) Gangs (2) garry kasparov (4) Gas (10) Gasolina (8) gatos (1) Gays (55) gaza (1) gazapos (1) Geert Wilders (2) Gen. Petraeus (12) Gen. Rafael del Pino (3) gene (1) gene sharp (3) Generacion Y (26) Generales (38) Generales cubanos (34) Genetica (32) genios (4) genocidio (1) Geoges Soros (17) Geometria Fractal (3) geopolitica (45) Geopolitica cubana (19) Geopolitica latinoamericana (34) george orwel (2) George Zimmerman (9) Georgia (8) Gerencia empresarial (5) Ghana (4) Giron (1) gitanos (2) glacier (1) glasnost (1) glasnot (2) Glenn Beck (4) globalistas (3) Globalizacion (14) Gloria Stefan (1) gmail (1) gobernabilidad (6) gobernantes (1) Gobierno cubano (13) Gobierno Mundial (10) Gobierno paralelo (2) gobiernos (18) golf (3) golfo de mexico (2) Golpe de estado (10) google (60) Google glass (2) Gorbachov (24) Gorki (24) grammy (1) Granada (5) grandes ligas (63) Granma (66) grecia (26) greenpace (1) greenpeace (1) Grenada (1) Groenlandia (6) Ground Zero (6) guama (20) Guanabo (3) Guantanamo (11) Guatemala (5) guerra (90) guerra asimetrica (5) guerra cibernetica (51) guerra civil (70) guerra comercial (2) Guerra de Angola (15) Guerra de E-mails (1) guerra espacial (2) Guerra Fria (36) Guerra hispano-americana (6) Guerra Irregular (2) guerra sicologica (3) Guerras (98) Guerras africanas (13) Guerrillas (30) Guillermo Cabrera Infante (10) Guillermo Farinas (80) guinness (6) gulag (2) haarp (4) Habana (1) Hackers (58) Hackers cubanos (3) Haiti (23) Hamas (27) Hambre (10) hambruna (3) Hamid Karzai (14) Haroldo (3) Hassan Rouhani (4) hawai (4) Hazanas (78) Heberto Padilla (8) Hector Lombard (8) hemingway (4) Henrique Capriles (20) henry kissinger (4) Herencia (2) Hermanos al Rescate (16) heroismo (5) Herta Müller (2) herzegovina (1) hesbollah (1) Hezbollah (15) Hialeah (4) Hidrologia (1) Hijos (4) hijos de puta (2) Hilda Molina (7) Hillary Clinton (83) hipotecas (7) hippies (2) hispanos (4) Historia (56) Historia de Cuba (47) Hitler (20) hizbollah (2) hobby (1) Holanda (6) hollywood (80) holografia (1) hombre (34) homeless (7) Homofobia (50) Homosexuales (24) Homosexualismo (23) Honduras (41) Hong Kong (3) hopkins (2) hot line (1) huber matos (19) Hubert Matos (20) Huckabee (1) huelga de hambre (154) huelgas (3) humanismo (2) humanos (24) Humberto Fontova (14) Humidores (1) Humor (559) hungria (2) Huracanes (80) I GM (3) I-D (3) Iberoamerica (3) icaic (3) Ichikawa (2) Ideologia (12) Idiomas (4) Idiotas (18) Ig Nobel Prize (4) Iglesia (48) Iglesia cubana (223) II GM (18) III GM (1) iInestabilidad social (1) Ileana de la Guardia (1) Ileana Ros-Lehtinen (22) Ilegales (1) imperios (2) Importaciones (20) Impuestos (96) India (33) Indice de Desarrollo Humano (5) indigenas (7) Indigencia (2) indonesia (5) industria (4) Industria azucarera (42) industria cubana (1) industriales (2) Ineficiencia economica (1) inequality (6) Inestabilidad social (17) Infamia (6) inflacion (7) Informacion (13) informatica (21) Infraestructura (1) ingenieria social (2) Inglaterra (25) Ingrid Betacourt (7) Inmobiliarias (19) inmolacion (1) Inmovilismo raulista (3) innovaciones (20) Intelectuales (24) intelectuales y artistas cubanos (31) Inteligencia (51) inteligencia artificial (8) Inteligencia cubana (59) Internet (231) intervencion militar (44) Intolerancia (4) invasion (5) Inversion extranjera (383) Inversiones (44) investigaciones secretas (2) Ion Mihai Pacepa (1) ipad (5) iphone (2) Iran (199) iran-estados unidos (58) Iraq (58) irlanda (12) isaac asimov (2) ISIS (8) Islam (96) Islamismo (162) islandia (6) islas caiman (4) Islas del Pacifico (2) Israel (147) Israel-EEUU (20) israel-iran (7) israel-palestina (11) Italia (41) Ivan de la Nuez (4) Ivan Pedroso (1) Izquierdas (22) J.E. Hoover (2) J.K. Rowling (1) jaime bayly (6) Jaime Ortega (47) Jaime Suchlicki (1) jamaica (3) Japon (175) japon terremotos (8) Jared Lee Loughner (1) jeb bush (5) jesse ventura (16) JFK (41) Jicotea cubana (1) jihad (15) jineterismo (48) Joaquin Sabinas (1) joe biden (18) Joel Casamayor (9) John A. Boehner (44) John Boehner (2) John Brennan (2) John Kerry (34) john lennon (6) Jon Jones (1) Jon Stewart (4) jordania (5) Jorge Arreaza (1) jorge pomar (4) Jose Ariel Contreras (4) Jose Daniel Ferrer (6) Jose Dariel Abreu (8) jose lezama lima (2) jose marti (2) Jose Mujica (5) Jose Ramon Machado Ventura (11) Juan Abreu (35) Juan F. Benemelis (9) Juan Juan (29) Juan Manuel Marquez (2) Juan Triana (6) jubilados (1) judios (20) Juegos (14) Juegos Olimpicos (21) Julian Assange (31) Julio Casas Regueiro (2) justicia (4) Justin Bieber (5) Justin Trudeau (5) Justin Truedeau (1) Juventud (29) Juventud Cubana (89) Juventud Rebelde (5) kamikazes (1) Kaos (8) kAOS en la red (28) karadzic (1) karzai (2) kazajastan (3) Kcho (1) kendry morales (4) Kennedy (53) Kenya (5) Keynesianismo (3) KGB (11) Khamenei (3) Kid Chocolate (2) Kim Jong Il (19) kim jong-un (48) kirchner (1) kirguizia (2) Kirguizistan (2) Kitchner (5) klitchko (1) klitshko (10) Kosovo (3) kuwait (3) La Habana (22) lady gaga (7) Laetitia Casta (1) Lage (21) Lance Armstrong (13) laser (1) Latinoamerica (107) latinos (2) laura pollan (33) lavado de dinero (24) Laz (2) Lazaro Barredo (2) Lazaro Gonzalez (1) leche (1) Lee Harvey Oswald (5) lefties (20) Leftist (2) leftists (109) leinier (2) Lenguaje (9) lenin (6) leo brouwer (1) Leonard Cohen (2) leonardo da vinci (2) Leonardo Padura (12) Leopoldo Lopez (10) lesbian (4) Ley de Ajuste Cubana (18) Leyes (81) Leyes cubanas (63) Lezama Lima (2) lgbt (13) libano (6) Liberacion (1) Liberales (9) Liberalismo (11) Libertad (28) Libertad de expresion (43) libertad de informacion (15) libertad de prensa (4) Libia (356) Libre Expresion (1) Libreta de Abastecimientos (11) Libros (23) lideres (1) Lina Ruz (1) Literatura (33) Literatura Cubana (58) Lituania (1) Liu Xiaobo (9) livan hernandez (9) Lluvia (1) Logica Difusa (2) logistica (2) Long tail (1) Los Aldeanos (25) Los Duros (2) Los Miquis (4) loteria (22) Lucha no violenta activa (33) Ludwing von Mises (3) luis alberto garcia (1) Luis Alberto Lopez Rodriquez-Callejas (2) Luis Alberto Rodriquez (6) Lula (43) lulzsec (1) Luna (13) Machado Ventura (19) Machu Picchu (1) Macroeconomia (10) madres (8) Mafia (23) Mafia cubana (3) Magnus Carlsen (1) Mahmoud Abbas (2) mahoma (1) malasia (5) Malcolm Gladwell (1) malcom x (1) Maleconazo (11) mali (1) Malta (2) Malvinas (2) Mambises (3) Mandela (4) Manipulacion (535) manny pacquiao (18) Manuel Diaz Martinez (2) Manuel Vazquez Portal (4) Mao Tse Tung (8) Mapas (5) Maquiavelo (1) mar (41) Maradona (3) marcas (4) marco rubio (87) marcos rubio (3) maremotos (10) margaret thatcher (6) Marginalidad (16) Maria Corina Machado (8) maria elvira (3) Maria Gabriela Chavez (1) Mariel (14) Mariela Castro (91) Marifelli Perez-Stable (9) marihuana (20) marijuana (3) marilyn monroe (8) Marino Murillo (5) Mario Chanes de Armas (2) Mario Vargas Llosa (5) Mark Zuckerberg (8) Marketing (10) Marquitos (1) marta fonseca (1) marte (14) Martha Beatriz Roque (48) Martha Colmenares (16) Marti (5) martin luther king (4) Marulanda (7) Marx (1) Marxismo (18) María Corina Machado (3) Masacre del remolcador 13 de marzo (5) masas (1) mashable (1) masoneria (3) mass killers (26) matematicas (5) material nuclear (15) Materias primas (6) Mauritania (1) max lesnik (3) Max Marambio (31) mayweather (11) Mazorra (1) McCain (16) media (68) Mediacion (2) Medicare (11) Medicina (129) medicinas (31) Medicos cubanos (89) Medio ambiente (24) Medio Oriente (79) medio oriente crisis (4) Medios de comunicion (123) Medvedev (19) Mercado (16) Mercado informal (7) Mercado Inmobiliario (33) Mercado InmobiliarioR (1) mercado mayorista (7) mercado minorista (2) Mercados Agropecuarios (26) mercados emergentes (2) Mercosur (1) meryl streep (1) Mesa Redonda (5) meteoritos (22) Mexico (52) mi5 (1) Miami (338) michael jackson (5) Michael Moore (9) Michel Foucault (3) Michelle Bachelet (3) michelle obama (19) Microcreditos (11) microeconomia (1) Microsiervos (4) Microsoft (9) miedos (4) Migracion (5) Miguel Barnet (1) Miguel Diaz-Canel (25) Mike Perez (1) mike porcel (1) Mike Tyson (9) Militares (35) militares cubanos (29) militares venezolanos (12) Militarismo (17) milton friedman (1) minas (4) minerales (23) Minint (27) minorias (2) Miriam Celaya (1) miseria (73) Misterios (25) Mitt Romney (36) MLC (3) MMA (127) moda (11) Modelo chino (8) modelos economicos (2) Mohammed Morsi (13) momias (1) Monarquias (8) moneda (11) moneda virtual (4) mongolia (2) Montaner (7) montreal (1) Movilizacion contra Castro (1) Movimiento 26 de Julio (1) Movimiento Cristiano Liberacion (4) Mozambique (1) Mubarak (9) muerte (42) muerte asistida (1) Muertes del Castrismo (171) Muertos de la Revolucion (10) Mugabe (8) Muhammad Ali (5) Mujeres (148) Mujeres cubanas (96) mulsumanes (7) multiculturalismo (10) Mundo (1079) Muro de Berlin (14) Musica (168) Musica Cubana (249) Musica-tecnologia (2) musicos (12) Musicos cubanos (243) Musicos ubanos (1) muslims brotherhood (57) mussolini (1) Musulmanes (232) myanmar (6) nacion (1) Nacionalismo (1) Nadal (3) namibia (5) nanomedicina (1) nanotecnologias (15) Napoleon (2) narcoguerrilla (21) Narcotrafico (52) Nasa (64) National Security Agency (19) naturaleza (22) navy seal (2) nazismo (17) Negociacion politica (120) negocios (39) negros (5) Nelson Mandela (16) Neocastrismo (498) neocons (8) neonazis (2) nepal (11) Nepotismo (6) nerd (1) Neruda (2) Network (1) neutralidad (1) New York (29) New York Times (10) Newsweek (1) Niagara Falls (4) nicaragua (22) Nicolas Maduro (110) nigeria (2) Nik Wallenda (1) Nikita Jrushchov (3) ninos (201) Niquel (17) Niurka Marcos (1) nivel de vida (8) Noam Chomsky (1) nomeklatura (6) nomekltarua (3) nomen (1) Nomenklatura (433) Norberto Fuentes (11) Norteamerica (3) norteamericanos (5) noruega (14) Nostradamus (1) Noticias (8) NSA (12) nudismo (2) nueva zelandia (13) Nuevo Herald (7) Obama (20) Obama's Group (12) Obamacare (38) Obamunismo (1) Occidente (45) occupy movement (16) Ochoa (14) Odalanier Solis (7) Odio (3) odlanier solis (12) OEA (33) Ofelia Acevedo (1) Ofensiva revolucionaria (1) Oferta y demanda (7) oil sands (2) Olimpiadas (2) Oliver Stone (2) ollanta humala (3) Olof Palme (1) OLPL (15) ontario (19) Ontologia (3) ONU (53) Operacion Caguairan (2) Opiniones (4) Opositores (794) opostiores (15) Orestes Lorenzo (1) Organizaciones politicas del exilio (85) organs trade (1) Orlando Zapata Tamayo (81) orlov (9) osama bin laden (81) oscar de la hoya (1) Oscar Elias Biscet (25) Oscar Espinosa Chepe (20) Oscar Haza (5) Otan (55) OTZ (1) ovnis (12) OWS (33) OZT (56) Pablo Escobar Gavirias (6) Pablo Milanes (22) Padre Conrado (1) Paises emisores de turismo (31) Pakistan (46) paladares (8) Palestina (67) Panama (26) pancho cespedes (4) Panfilo (5) papua (1) paquistan (1) paquito D'rivera (6) paradigmas (8) paraguay (5) paraguay. Cuba (2) Paramilitares (4) paranormal (2) Parche (1) Paris Hilton (1) parlamento (6) Partido Comunisa de Cuba (43) partido comunista (34) Partido Comunista de Cuba (7) Partido Democrata (88) Partido politicos (49) Partido Republicano (98) Partido Socialista Unido Venezolano (1) partidos politicos (12) pastor terry jones (1) Patricio de la Guardia (2) patriotismo (1) paul krugman (16) Paul Ryan (2) Pavonato (1) Paya (106) paypal (2) paywall (1) Paz (6) PCC (10) PDVAL (1) PDVSA (14) peacemakers (1) Pederastia (1) Pedofilia (3) pedolfilia (1) pedro campos (3) Pedro Diaz Lanz (5) Pedro Luis Boitel (5) Pedro Luis Diaz Lanz (1) Pedro Luis Ferrer (5) pedro pablo oliva (5) Pelota (66) Pelota cubana (280) Peloteros cubanos en grandes ligas (217) Pena de muerte (5) Pensadores cubanos (5) Pensamiento politico (2) pensiones (3) Pentagono (81) Penultimos Dias (3) pequenos negocios (3) percepcion (4) Perdon (2) Perez Roque (10) Perfil de Raul (2) Periodismo (9) periodistas (17) Periodistas cubanos (17) periodistas independientes (33) Peronismo (1) Persona del ano (1) personalidades (23) Peru (16) perugorria (2) Peso cubano (16) PETA (1) Petrocasas (3) Petroleo (187) Petroleo cubano (198) PIB [GDP] (1) picasso (1) Piedad Cordova (1) pinochet (1) pinttura (4) Pintura Cubana (40) piratas (7) Plan de Raul (2) planificacion (4) Playa Giron (23) playas (9) Plaza Tiannamen (7) po0 (1) poblacion (95) Poblacion y dinero (104) Pobreza (227) pobreza estructural (51) poder (6) Poder Politico (130) Poder politico en Cuba (36) Poder Popular (9) Poesia (19) Poker (1) Polemica (5) Policia (82) Politica (63) politica exterior (8) politica fiscal (1) Politica internacional (5) Politica Monetaria (2) Politica norteamericana hacia Cuba (1) Political correctness (10) politicamente correcto (3) politicos (83) Polo Norte (1) polonia (8) Polucion (1) ponzi scheme (3) popularidad (2) Populismo (10) Porno (5) Porno para Ricardo (18) pornografia (6) Portugal (12) posada carriles (4) posicion comun (4) post Fidel (4) Post-castrismo (4) Post-fidelismo (5) Postcastrismo (30) Postcastro (1) Postcomunismo (1) PostFidel (2) Postfidelismo (13) Precios (26) Precios en el mercado informal (3) predicciones (8) premio (9) Premio 11 de Abril (2) Premio al Buen Corazon (1) Premio Blog Acido (1) Premio Blog Desmentido (1) Premio Blog Dorado (2) Premio Eta Kanpora (1) Premio Huella 2008 (5) Premio Nobel (26) Premio Nobel de Economia (2) premio nobel de la paz (6) Premio Nobel de Literatura (5) Premio Ortega y Gasset (3) Premio Sajarov (2) Premio San Miguel Arcangel (1) Premios (11) Premios 11 de Abril (1) Prensa (43) prensa cubana (50) Prensa Extranjera (75) Presidente de Cuba (1) Presidio Politico (39) Presos (55) Presos de conciencia (82) presos politicos (51) Presupuesto (106) Presupuesto Militar (2) pride (2) Primavera Negra (76) prisioneros (8) Prisioneros de conciencia (59) Prisioneros de concienciencia (1) privacidad (64) productividad (3) Producto Interno de Cuba (1) profecias (6) Programa politico (10) Progreso (2) Prohibiciones (2) pronosticos (13) Propaganda (236) Propiedad (2) Propiedad intelectual (1) Propiedad privada (4) proselitismo (2) Prosperidad (1) Prostitucion (88) Protesta (28) Protestas (550) provocacion (19) Proyecto Varela (8) PSUV (1) publicidad (1) Pueblo (5) Puerto Rico (5) Punto 0-0 (1) puppets (1) Putin (127) Pymes (53) Qatar (5) quantum computer (2) Quebec (3) Quejas de la poblacion (35) Queubec (1) Quinquenio Gris (1) Racionamiento (4) Racismo (50) radio frequency wapons (1) Radio Marti (13) radioactividad (31) Rafael Alejandro Hernandez Real (1) Rafael Correa (22) rafael rojas (3) rahm emanuel (5) ramadan (2) Ramiro (20) Rances Barthelemy (1) randy alonso (3) raperos cubanos (1) Raul (572) Raul Castro (12) raul familia (14) Raul Reyes (16) Raul Rivero (7) Raul y Fidel Castro (3) Raulismo (16) Razas en Cuba (1) RDA (12) Real politik (1) rebeldes (56) rebelion (1) reciclaje (1) Reclutamiento de agentes (1) reconciliacion nacional (1) Reconstruccion (1) Recrutamiento de agentes (9) Red Avispa (57) Redes sociales (37) redistribucion (1) Reflexiones (4) reforma en cuba (237) reforma migratoria (105) Reforma Monetaria (43) Reforma politica (4) Reformas (86) Reformas economicas (481) Reformas economicas. (1) Reformas raulistas (144) Refugiados (4) Regionalismo (1) Reina Tamayo (30) reinaldo arenas (5) Reinaldo Escobar (23) reino unido (110) Relaciones Cuba-Estados Unidos (5) Relaciones Internacionales (2) Relevo generacional (5) Religion (176) religiones afrocubanas (32) Remolcador (6) Renuncia (2) Renuncia de Fidel (1) rep checa (1) repatriacion (3) Reporteros sin Fronteras (7) Represioin (33) Represion (1331) Represion a los intelectuales (96) Repsol (16) Republica Checa (5) Republica Dominicana (15) resistencia popular (3) reunificacion (1) reunificacion familiar (6) revolucion (7) revolucion arabe (5) revolucion cubana (46) Revolucionarios (2) reynier aguero (1) richard branson (6) Richard Nixon (5) ricos (21) riesgo (2) rigondeaux (25) Riqueza (23) Rob Ford (1) robert kennedy (1) robertico robaina (2) Robots (36) rockets (33) Roger Federer (2) ron cubano (10) ronald reagan (10) Rosa Diez (1) Rosa María Payá (33) Rosita Fornes (2) Ruinas (3) Rumania (16) rumanos (1) Rumores (3) rupert murdoch (1) Rusia (364) Saddam Hussein (1) sahara occidental (1) Salarios (30) Salman Rushdie (1) Salud (348) salud cubana (145) Salud de Fidel (65) Salud de Raul (2) Salud publica (339) same sex marriage (1) Sandinistas (1) Sandino (1) santiago de cuba (6) Sara Marta Fonseca (1) Sarah Palin (14) sarajevo (1) satelite (11) Sats. Cuba (39) Scarabeo 9 (6) secret service (4) Secretario de Defensa (2) Secretario de Estado (1) Secreto (14) secretos militares (10) Secuestrados (21) Secuestros (38) securidad del estado (1) Seguridad (32) seguridad cubana (22) Seguridad del Estado (66) Seguridad nacional (70) seguridad personal (11) seguridad social (4) Seguros (8) Selman (2) Semiotica (2) senadores (31) serbia (3) Sergio Ramirez (1) sexo (66) Sharia (16) Sherrit (19) siberia (2) Sicilia (1) Sicologia (35) Sicologia politica (11) Sida (10) Silvio Benitez (20) Silvio Rodriquez (30) silvito el libre (4) Simon Bolivar (3) sina (23) Sindicatos (26) Sindrome de la Indefension Adquirida (8) Sindrome del Neocastrismo (60) Singapur (2) siquiatria (11) Siria (92) smartphone (8) smog (1) sms (1) Soberania (1) Social (1) social media (4) social network (1) Socialdemocracia (4) Socialismo (56) socialismo de mercado (3) Socialismo del Siglo XXI (19) socialistas (42) Sociedad (80) Sociedad Civil (26) Sociedades Secretas (1) Sociologia (29) sofia loren (1) software (2) sol (11) soldados (27) Solidaridad (7) Solzhenitsyn (3) Somalia (16) Sonia Garro (9) Soros (1) sri lanka (1) st.piere (1) st.pierre (2) Stalin (23) Stephen Hawking (10) steve jobs (12) stock market (6) stratfor (3) Subastas (18) submarinos (1) Subversion (3) Sucesion (153) Sucesores (99) Sucre (3) Sudafrica (29) Sudal del Sur (1) Sudan (4) suecia (18) Suelos (1) suerte (11) suicidio (24) suiza (7) sundance (2) Susan Boyle (1) Susan Rice (2) Swat team (4) Tabaco Cubano (31) tabacos cubanos (3) tabaquismo (4) Tabu (1) tailandia (3) taiwan (10) Taladrid (1) talento (2) Taliban (65) Tania Bruguera (1) Tarata (1) task force (1) tattoo (4) taxpayers (2) Tea Party (15) Teatro cubano (10) tecnologia (194) ted cruz (17) ted kennedy (1) Telecomunicaciones (62) Television (13) tendencias (1) Tenis (8) Teoria Economica (70) Teoria Politica (41) Terremotos (29) terromotos (6) Terrorismo (447) terroristas (384) terry fox (1) Terry Jones (2) Texas (3) thailandia (3) the beatles (6) thi (1) Think Tank (269) Tibet (20) tiburones (4) Tierra (52) Times (7) timor oriental (1) Tina Turner (1) Tiro fijo (2) tolerancia (1) tomas piard (2) tony blair (2) tony castro (21) Tony Cortes (4) Tony de la Guardia (9) Toronto (77) Torturas (17) Totalitarismo (21) trabajadores por cuenta propia (28) trabajadores publicos (1) trabajos (10) Tracey Eaton (28) trafico de armas (48) Trafico de drogas (92) trafico de organos (2) trafico de personas (15) tragedias (2) Transicion (165) Transporte (25) Trasvestismo (4) Tratado de Libre Comercio (1) travesti (1) tren (19) tribunal internacional (1) Trilateral (2) trinida y tobago (1) Trotsky (1) trudeau (1) Tsunami (10) tunez (16) Tupamaro (1) Turismo (24) Turismo Cuba (118) Turquia (18) TV cubana (8) Tv Marti (11) twiter (5) Twitter (40) tycoon (5) UCI (14) Ucrania (37) UFC (58) ufo (10) uigur (1) UJC (13) Umap (7) Underground (1) Uneac (30) Uneac. Censura (9) UNESCO (1) Unidad politica (2) union (1) Union Europea (92) Union Sovietica (106) Universidad (82) Universo (65) Univision (1) UNPACU (59) Upec (3) uranio (3) Uribe (3) Uruguay (12) US Grants (2) US Presidentes (50) uzbekistan (2) Vacilon (1) vaclav havel (4) Valores y normas de conductas (11) Van Van (3) Vaticano (62) Vejez (3) Venezuela (464) Venezuela crisis (42) venezuela economia (3) Venezuela elecciones (50) venezuela-china (5) Venezuela-Cuba-Rusia-China-Iran (1) Venezuela-Estados Unidos (24) Venezuela-Rusia (5) Ventas (1) Verizon Scandal (1) VI Congreso del PCC (46) Via China (3) Viajes a Cuba (200) viajes al exterior (8) vicente botin (1) victimas del 911 (7) victor mesa (1) Vida (31) vida extraterrestre (19) Vida Guerra (1) Video (30) video juegos (9) viejos (5) Viet Nam (25) Violencia (19) Virgen del Cobre (4) virtual (1) Virus (12) Vitali Klitschko (1) Vivienda (178) Vladimiro Roca (13) Voces del Barrio (8) volcanes (9) Walesa (11) wall street (31) walmart (5) Welfare (7) Wendy Guerra (4) whistleblower (3) whistleblowers (1) wi-fi (3) WikiLeaks (143) wikipedia (4) william levy (1) Willy Chirno (6) Wilman Villar Mendoza (26) Wilmar Villar Mendoza (1) windows (1) winston churchill (4) World Trade Center (18) World Trade Organization (1) wynoma ryder (1) Xi Jinping (9) xiomara laugart (6) XXX (1) yahoo (3) Yaoutube (1) Yasiel Puig (12) Yasmani Tomas (1) yasser arafat (9) Yeltsin (4) yemen (36) Yo acuso al gobierno cubano (1) Yoani (274) Yoany (19) Yoenis Cespedes (10) yoga (5) Yohandry (6) yoko ono (1) Youtube (15) yuan (6) yuri gagarin (3) Zawahri (1) zelaya (1) Zimbawe (8) Zoe Valdes (22) Zona Franca Mariel (32) Zumbado (1)

La columna de Cubanalisis

NEOCASTRISMO [Hacer click en la imagen]

NEOCASTRISMO [Hacer click en la imagen]
¨Saturno jugando con sus hijos¨/ Pedro Pablo Oliva

Seguidores

Carta desde la carcel de Fidel Castro Ruz

“…después de todo, para mí la cárcel es un buen descanso, que sólo tiene de malo el que es obligatorio. Leo mucho y estudio mucho. Parece increíble, las horas pasan como si fuesen minutos y yo, que soy de temperamento intranquilo, me paso el día leyendo, apenas sin moverme para nada. La correspondencia llega normalmente…”

“…Como soy cocinero, de vez en cuando me entretengo preparando algún pisto. Hace poco me mandó mi hermana desde Oriente un pequeño jamón y preparé un bisté con jalea de guayaba. También preparo spaghettis de vez en cuando, de distintas formas, inventadas todas por mí; o bien tortilla de queso. ¡Ah! ¡Qué bien me quedan! por supuesto, que el repertorio no se queda ahí. Cuelo también café que me queda muy sabroso”.
“…En cuanto a fumar, en estos días pasados he estado rico: una caja de tabacos H. Upman del doctor Miró Cardona, dos cajas muy buenas de mi hermano Ramón….”.
“Me voy a cenar: spaghettis con calamares, bombones italianos de postre, café acabadito de colar y después un H. Upman #4. ¿No me envidias?”.
“…Me cuidan, me cuidan un poquito entre todos. No le hacen caso a uno, siempre estoy peleando para que no me manden nada. Cuando cojo el sol por la mañana en shorts y siento el aire de mar, me parece que estoy en una playa… ¡Me van a hacer creer que estoy de vacaciones! ¿Qué diría Carlos Marx de semejantes revolucionarios?”.
¨La patria es dicha de todos, y dolor de todos, y cielo para todos, y no feudo ni capellaní­a de nadie¨ - Marti

"No temas ni a la prision, ni a la pobreza, ni a la muerte. Teme al miedo"
-
Giacomo Leopardi

¨Por eso es muy importante, Vicky, hijo mío, que recuerdes siempre para qué sirve la cabeza: para atravesar paredes¨Halvar de Flake [El vikingo]

"Como no me he preocupado de nacer, no me preocupo de morir" - Lorca

"Al final, no os preguntarán qué habéis sabido, sino qué habéis hecho" - Jean de Gerson

"Si queremos que todo siga como está, es necesario que todo cambie" - Giuseppe Tomasi di Lampedusa

"Todo hombre paga su grandeza con muchas pequeñeces, su victoria con muchas derrotas, su riqueza con múltiples quiebras" - Giovanni Papini


"Life is what happens while you are busy making other plans" - John Lennon

"Habla bajo, lleva siempre un gran palo y llegarás lejos" - Proverbio Africano

"No hay medicina para el miedo" - Proverbio escoces

"El supremo arte de la guerra es doblegar al enemigo sin luchar"
- Sun Tzu

"You do not really understand something unless you can explain it to your grandmother" - Albert Einstein

"It is inaccurate to say I hate everything. I am strongly in favor of common sense, common honesty, and common decency. This makes me forever ineligible for public office" - H. L. Menken

"I swore never to be silent whenever and wherever human beings endure suffering and humiliation. We must always take sides. Neutrality helps the oppressor, never the victim. Silence encourages the tormentor, never the tormented" - Elie Wiesel

"Stay hungry, stay foolish" -
Steve Jobs

"If you put the federal government in charge of the Sahara Desert , in five years ther'ed be a shortage of sand" - Milton Friedman

"The tragedy of modern man is not that he knows less and less about the meaning of his own life, but that it bothers him less and less" - Vaclav Havel

"No se puede controlar el resultado, pero si lo que uno haga para alcanzarlo" -
Vitor Belfort [MMA Fighter]

Liborio

Liborio
A la puerta de la gloria está San Pedro sentado y ve llegar a su lado a un hombre de cierta historia. No consigue hacer memoria y le pregunta con celo: ¿Quién eras allá en el suelo? Era Liborio mi nombre. Has sufrido mucho, hombre, entra, te has ganado el cielo.

Para Raul Castro

Cuba ocupa el penultimo lugar en el mundo en libertad economica solo superada por Corea del Norte.

Cuba ocupa el lugar 147 entre 153 paises evaluados en "Democracia, Mercado y Transparencia 2007"

Cuando vinieron

Cuando vinieron a buscar a los comunistas, Callé: yo no soy comunista.
Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas, Callé: yo no soy sindicalista.
Cuando vinieron a buscar a los judíos, Callé: yo no soy judío. Cuando vinieron a buscar a los católicos, Callé: yo no soy “tan católico”.
Cuando vinieron a buscarme a mí, Callé: no había quien me escuchara.

Reverendo Martin Niemöller

Martha Colmenares

Martha Colmenares
Un sitio donde los hechos y sus huellas nos conmueven o cautivan

CUBA LLORA Y EL MUNDO Y NOSOTROS NO ESCUCHAMOS

Donde esta el Mundo, donde los Democratas, donde los Liberales? El pueblo de Cuba llora y nadie escucha.
Donde estan los Green, los Socialdemocratas, los Ricos y los Pobres, los Con Voz y Sin Voz? Cuba llora y nadie escucha.
Donde estan el Jet Set, los Reyes y Principes, Patricios y Plebeyos? Cuba desesperada clama por solidaridad.
Donde Bob Dylan, donde Martin Luther King, donde Hollywood y sus estrellas? Donde la Middle Class democrata y conservadora, o acaso tambien liberal a ratos? Y Gandhi? Y el Dios de Todos?
Donde los Santos y Virgenes; los Dioses de Cristianos, Protestantes, Musulmanes, Budistas, Testigos de Jehova y Adventistas del Septimo Dia. Donde estan Ochun y todas las deidades del Panteon Yoruba que no acuden a nuestro llanto? Donde Juan Pablo II que no exige mas que Cuba se abra al Mundo y que el Mundo se abra a Cuba?
Que hacen ahora mismo Alberto de Monaco y el Principe Felipe que no los escuchamos? Donde Madonna, donde Angelina Jolie y sus adoptados around de world; o nos hara falta un Brando erguido en un Oscar por Cuba? Donde Sean Penn?
Donde esta la Aristocracia Obrera y los Obreros menos Aristocraticos, donde los Working Class que no estan junto a un pueblo que lanquidece, sufre y llora por la ignominia?
Que hacen ahora mismo Zapatero y Rajoy que no los escuchamos, y Harper y Dion, e Hillary y Obama; donde McCain que no los escuchamos? Y los muertos? Y los que estan muriendo? Y los que van a morir? Y los que se lanzan desesperados al mar?
Donde estan el minero cantabrico o el pescador de percebes gijonese? Los Canarios donde estan? A los africanos no los oimos, y a los australianos con su acento de hombres duros tampoco. Y aquellos chinos milenarios de Canton que fundaron raices eternas en la Isla? Y que de la Queen Elizabeth y los Lords y Gentlemen? Que hace ahora mismo el combativo Principe Harry que no lo escuchamos?
Donde los Rockefellers? Donde los Duponts? Donde Kate Moss? Donde el Presidente de la ONU? Y Solana donde esta? Y los Generales y Doctores? Y los Lam y los Fabelo, y los Sivio y los Fito Paez?
Y que de Canseco y Miñoso? Y de los veteranos de Bahia de Cochinos y de los balseros y de los recien llegados? Y Carlos Otero y Susana Perez? Y el Bola, y Pancho Cespedes? Y YO y TU?
Y todos nosotros que estamos aqui y alla rumiando frustaciones y resquemores, envidias y sinsabores; autoelogios y nostalgias, en tanto Louis Michel comulga con Perez Roque mientras Biscet y una NACION lanquidecen?
Donde Maceo, donde Marti; donde aquel Villena con su carga para matar bribones?
Cuba llora y clama y el Mundo NO ESCUCHA!!!

Suscribirse Cuba Independiente

CIF: Cuba Independiente http://CubaIndependiente.blogspot.com Registro (c) Copyright: ® DIN 189297780000 Gerente By: www.copyrightwww.com